El Corte Inglés ha paralizado la vuelta de sus trabajadores a las oficinas de forma indefinida, a la espera de que la situación sanitaria mejore. En este sentido, pese a que el retorno estaba previsto la primera semana de septiembre y fue atrasado hasta la primera de octubre, la compañía ha decidido ahora no fijar de momento ninguna fecha de vuelta.

"No hay ninguna intención de abrir los centros de oficinas de ninguna de las empresas y menos con la situación actual", explican fuentes cercanas a la compañía. De hecho, en los últimos días la empresa de grandes almacenes ha reforzado la revisión de sistemas y aplicaciones para los empleados que continúan teletrabajando.

A comienzos de septiembre, la empresa comenzó a contactar con el personal que estaba en esta situación para analizar las funciones que realiza y "de cara a futuro, optimizar y mejorar este sistema de trabajo", explicaron entonces los sindicatos.

Un análisis que ha tomado fuerza en los últimos días, con el teletrabajo prorrogado, y que también se está centrando en la renovación de equipos y la adecuación de sistemas. "La idea es que el teletrabajo sea más productivo y eficiente, ya que nada de esto estaba previsto", cuentan las mismas fuentes.

Empleados de Viajes

Como ya se decidió a finales de verano, el personal que sí ha acudido a la oficina durante estos meses seguirá manteniendo las jornadas continuadas. Con 6 horas de trabajo presencial y 2 de teletrabajo, este sistema ha permitido a la empresa evitar el uso de los comedores. Se trata de un grupo reducido de personas, ubicado sobre todo en los servicios centrales de Madrid.

Así, a los empleados de oficinas que están teletrabajando se suman ahora también los empleados que desempeñaban sus labores en las oficinas a pie de calle de Viajes El Corte Inglés, cerradas de forma provisional pero sin fecha de reapertura señalada.

En este sentido, los trabajadores de estas oficinas (más de 250 locales) serán recolocados en oficinas cercanas en los grandes almacenes y, si no las hubiera o el desplazamiento fuera excesivo, teletrabajarán.