Las comisiones bancarias son, según la definición de la Real Academia de la Lengua, el “precio que cobran las entidades de crédito bancarias por su intervención en una operación propia de su actividad. Deben ser proporcionales a los costes soportados y solo pueden cargarse por servicios efectivamente prestados”.

Hace años que los ingresos por comisiones superan con mucho los beneficios de las entidades financieras. En los últimos ejercicios la diferencia ha sido cercana al 60%. El pasado año, como consecuencia de la abrupta caída de la actividad económica, no soporta comparación alguna. Las circunstancias excepcionales sobrevenidas desde principios de marzo hacen imposible una comparación con criterios medianamente homogéneos.

En el primer trimestre del año, solo Bankinter y el grupo BBVA obtienen un beneficio por encima de los ingresos por comisiones. Si la comparación se circunscribe al negocio doméstico, únicamente resiste la entidad dirigida por María Dolores Dancausa. Tres de los cuatro mayores bancos de España han presentado ya las cuentas del periodo enero-marzo.

También lo ha hecho, el sexto. Quedan el primero, la nueva Caixabank-Bankia, además de Unicaja-Liberbank. BBVA, Santander, Sabadell y Bankinter han ingresado por comisiones en los tres primeros meses del año 4.153 millones de euros, un 36,6% superior a su beneficio de 3.039 millones en el mismo periodo. Si solo se considera la actividad en España, las comisiones ingresadas se limitan a 1.539 millones, un 82,25% más que el beneficio reportado, de acuerdo con los datos presentados ante la CNMV por las distintas entidades.

Los ingresos por comisiones han recuperado los niveles previos a la pandemia y muestran claros signos de crecimiento trimestre tras trimestre. Los beneficios, afortunadamente para el sector, si han dado un vuelco radical. Recordemos que en 2020, según el Banco de España, el conjunto de las entidades financieras (155 en número) registró pérdidas por importe de 7.853 millones de euros, y las más significativas (12), 9.016 millones. Las comisiones se situaron en 23.650 millones y 20.685 millones, respectivamente.

BBVA ha publicado unos ingresos por comisiones de 1.133 millones de euros, un 10% más a tipo de cambo constante. Han superado el nivel de marzo de 2020 y muestran un crecimiento continuo en los tres últimos trimestres. Suponen ya el 21,97% de los ingresos (margen bruto), la tercera parte del margen de intereses y el 93,6% del beneficio del grupo. En México, el principal mercado de la entidad que preside Carlos Torres, el incremento de los ingresos por comisiones ha sido del 5,8% y en Turquía, del 23,7%. a tipo de interés constante. En Colombia y Perú, los aumentos interanuales fueron del 33,9% y del 21%, respectivamente.

En el negocio doméstico, las comisiones ingresadas por BBVA crecen un 8,1% en tasa interanual y un 12% en relación con el cuarto trimestre de 2020, “apoyadas en los mayores volúmenes de los recursos fuera de balance”. Suponen 1,3 veces los beneficios ordinarios, el 58,5% del margen de intereses y el 31% de los ingresos de la entidad.

Recuperación de ingresos por comisiones

Banco Santander ha recuperado los niveles previos a la pandemia en sus ingresos por comisiones (2.548 millones de euros), muy afectados por la reducción de los procedentes de las tarjetas. La entidad sí constata un crecimiento continuado trimestre a trimestre, tras tocar suelo en junio del pasado año. Entre enero y marzo de este año el crecimiento ha sido del  4%. Se nota el descenso en Brasil, su principal mercado, que ha podido compensarse, en parte, con el crecimiento en Reino Unido (+20,4% desde diciembre), EE UU (+17,5%) y México (8,7%).

En España, la tendencia es muy similar. Los ingresos de 587 millones de euros en el primer trimestre suponen una mejoría  notable (9,7%) sobre los del segundo trimestre de 2020. El mayor empuje lo proporcionan las comisiones en el área de banca corporativa y de inversiones, aunque las más importantes por volumen siguen siendo las de la banca comercial, que suponen las dos terceras partes del total. Las comisiones en España significan 2,4 veces el beneficio ordinario, el 57,6% del margen de intereses y el 33% de los ingresos.

Para Banco Sabadell, que continúa muy afectado por la reconversión de su filial británica, TSB, las comisiones (342 millones) suponían a cierre del primer trimestre 4,7 veces su beneficio, el 41,% del margen de intereses y el 28% de los ingresos del grupo. El grupo ingresó por comisiones 342 millones de euros, de los que 315 millones correspondieron a España. El banco justifica la reducción interanual de 2,2% por la venta de Sabadell Asset Management a la gestora Amundi. Como síntoma de mejoría, el banco destaca el aumento de los ingresos por comisiones en cada uno de los tres primeros meses de este año en España. Crecen las derivadas de las órdenes de pago y las originadas por las cuentas a la vista.

Bankinter señala que el 28% de los ingresos del banco proceden de las comisiones. Ascienden a 129,8 millones de euros, un 5,6% más que hace un año, y se sitúan por debajo de los beneficios de la entidad en el primer trimestre del año (148 millones). Las comisiones procedentes del negocio de gestión de activos aportan 44 millones de euros (un 15% más en comparaciones interanuales) y suponen un tercio del total. La otra gran palanca de crecimiento de las comisiones es el negocio de valores, un 9% más.