El programa de integración laboral Incorpora de la Fundación "la Caixa" facilitó 34.274 puestos de trabajo a personas en situación de vulnerabilidad en 2020 en colaboración con 11.700 empresas.

En un comunicado, la fundación ha informado de que la iniciativa se adaptó a la pandemia del coronavirus, cooperando con compañías del sector sociosanitario, el agrario, la limpieza o el comercio.

Los colectivos que consiguieron trabajo fueron los siguientes: personas con discapacidad, jóvenes en riesgo de exclusión, víctimas de violencia de género, parados de larga duración y antiguos reclusos, entre otros.

Por sexo, 18.733 fueron mujeres y 15.541 hombres, mientras que 8.525 de los insertados tenían alguna discapacidad y 25.749 estaban en riesgo o en situación de exclusión.

Un total de 31.400 contrataciones tuvieron lugar en España y 2.874 en el extranjero, ya que Incorpora también se desarrolla en Portugal, Hungría, Marruecos y Polonia.

Además, "la Caixa" atendió a 2.838 interesados en abrir un negocio y ayudó a la creación de 1.192 nuevas microempresas, ofreciendo un plan de negocio personalizado a través de 45 puntos del plan Incorpora en toda España.

Junto a esta línea de apoyo, la organización concedió microcréditos por un valor de 5.944.163 euros para apoyar estos proyectos de autoempleo.

Incorpora congregó a cerca de 500 entidades sociales y 1.200 técnicos que efectuaron una atención individualizada a los participantes, que incluyó el seguimiento de la formación de los beneficiarios o la solución de posibles conflictos laborales.