Los precios del alquiler de vivienda en la Comunidad de Madrid seguirán bajando por lo menos hasta el tercer cuatrimestre de 2021, cuando empezarán a estabilizarse, según las previsiones de la Agencia Negociadora del Alquiler (ANA).

En el último año los precios han bajado de media un 5,95% en la región, por el impacto de la pandemia de la covid-19, con caídas del 8% y del 10% en las rentas más altas.

Las viviendas por encima de 1.000 euros, y las pequeñas y en mal estado son las que más han tenido que bajar los precios, mientras que las de menos de 500 euros apenas han sufrido variaciones.

Según el director de Estudios de la Agencia Negociadora del Alquiler, Sergio Zurdo, además de la bajada de precios en 2020 se ha producido una alta rotación en el alquiler, con el doble de contratos resueltos que el año anterior.

Se debe a "la fuga de estudiantes, los ERTE, que muchos inquilinos no pudiesen afrontar el alquiler, y en general por la incertidumbre económica"

Zurdo explica que esto es consecuencia de varios factores: "en un principio por la fuga de estudiantes al suspenderse las clases, luego por los ERTE en las empresas, causando que muchos inquilinos no pudiesen afrontar el alquiler, y en general por la incertidumbre económica que ha causado la covid en el sector del alquiler".

Antes tardaban pocos días

Desde la ANA aseguran que, si antes de la pandemia las viviendas tardaban pocos días, incluso horas en alquilarse, "ahora en un mercado que ha sabido autorregularse y en el que la oferta y la demanda están más equilibradas, se tarda de media entre 35 y 40 días".