Abenewco1, la filial de Abengoa a la que la multinacional energética ha ido traspasando sus mayores activos, solicitó el pasado 17 de marzo una solicitud de ayuda al fondo de rescate de la SEPI por importe de 249 millones de euros, a pesar de que tanto la sociedad como la matriz figuran en la lista de los mayores morosos de Hacienda.

De acuerdo a la orden ministerial publicada el pasado año en el BOE por el que se establece el funcionamiento del Fondo de apoyo a la solvencia de empresas estratégicas, las empresas solicitantes deben cumplir varios requisitos.

Entre ellos, "hallarse al corriente a 31 de diciembre de 2019 en el cumplimiento de las obligaciones tributarias o frente a la Seguridad Social impuestas por las disposiciones vigentes".

Abengoa y su filial Abenewco1 aparecen en las listas de morosos de Hacienda publicadas los tres últimos años

Abengoa informó a la Comisión Nacional del Mercado de Valores el pasado mes de marzo que, en el marco de las negociaciones mantenidas para la reestructuración de su deuda, había presentado una
solicitud de apoyo público temporal con cargo al Fondo de Apoyo a la Solvencia de Empresas Estratégicas, regulado en el Real Decreto-ley 25/2020, de 3 de julio, de medidas urgentes para
apoyar la reactivación económica y del empleo, por importe total de 249 millones de euros.

Tanto Abengoa como Abenewco1 han aparecido en el listado de los mayores morosos de Hacienda al menos los tres últimos años. A 31 de diciembre de 2019, Abenewco1 debía a Hacienda cuatro millones de euros, mientras que la matriz, Abengoa, debía 6,1 millones.

En el listado publicado este lunes por la Agencia Tributaria, a 31 de diciembre de 2020, Abengoa debía a Hacienda 3,6 millones mientras que Abenewco1, 4,5 millones.

Un millón menos

El importe solicitado por Abengoa a la SEPI, 249 millones, es un millón menos de la cantidad a partir de la cual la ayuda del fondo sería sometida a un mayor análisis y al control de la Comisión Europea.

Abengoa se juega en litigios en medio mundo 2.126 millones de euros

Según la orden ministerial que regula el fondo SEPI, el Estado "informará anualmente a la Comisión Europea sobre la aplicación del calendario de reembolsos y el cumplimiento de las condiciones establecidas sobre gobernanza y mantenimiento de competencia".

Para operaciones por encima de 250 millones de euros, continúa la orden ministerial, "el informe incluirá además información sobre condiciones específicas". Las intervenciones superiores a dicha cantidad por beneficiario "serán objeto de notificación individualizada al amparo de lo previsto en el Marco Temporal".

Fuentes cercanas a la compañía energética han indicado a este diario que cuando se ha solicitado la ayuda al fondo de la SEPI "es porque se cuenta con que se podrá resolver la situación".

Situación crítica

Abengoa lleva en situación crítica más de cinco años, desde que solicitó preconcurso de acreedores en octubre de 2015, un mes después de que el que fuera presidente del grupo, Felipe Benjumea, abandonara la presidencia presionado por la banca acreedora, principalmente Santander.

La oferta del fondo Terramar por Abengoa está condicionada a lograr la ayuda de la SEPI

La empresa ha sido declarada en concurso de acreedores este año, después de haber traspasado sus mejores activos a Abenewco1, y negocia desde hace meses la refinanciación de la deuda de su filial para mantener la actividad.

La compañía de momento solo ha recibido una oferta de un fondo estadounidense, Terramar, para refinanciar la deuda, en todo caso condicionada a lograr los 249 millones de euros solicitados a la SEPI.

La sede del grupo fue intervenida e inspeccionada el pasado mes de abril por agentes de la Guardia Civil, en el marco de las investigaciones que está llevando a cabo la Audiencia Nacional sobre la contabilidad de la empresa entre los años 2014 y 2016.

Según la última información enviada por Abengoa a la CNMV sobre sus cuentas, la compañía está inmersa en litigios en España, Estados Unidos, México, Brasil, Puerto Rico, Kenia, Suecia, Bélgica, Dinamarca, Polonia u Holanda por importe de 2.126 millones de euros.