Economía

Los sindicatos exigen a Santander una rebaja de al menos 500 trabajadores en el ERE

El banco ha marcado el expediente de regulación de empleo en 3.713 empleos

Junta de accionistas 2019 del Santander.
Junta de accionistas 2019 del Santander.

Banco Santander ya ha puesto sus cartas encima de la mesa. La entidad ha comunicado a los sindicatos las condiciones iniciales del nuevo expediente de regulación de empleo (ERE) este martes y no han sido bien recibidas por parte de los trabajadores.

Las cifras no encajan y las características tampoco. Es por eso que los sindicatos pedirán en la próxima reunión que tendrá lugar este jueves una reducción del número de afectados, hasta que las salidas supongan como máximo el 10% del total de la plantilla en España, lo que se traduce en reducir la cifra en unos 500 empleados, al menos.

Por ahora, Santander ha comunicado que el ajuste afectará a 3.713 trabajadores, de los que 2.847 son de la red comercial de oficinas, la gran mayoría. El ERE se cierra con 588 trabajadores de estructuras intermedias y 278 de servicios centrales. 

Esta salida se entiende por la integración con Banco Popular y se acompaña con el cierre de 1.150 oficinas.

La red comercial actual del banco cuenta con 4.410 oficinas, de las que 1.584 son de la Red Popular. En esta ocasión se cerrarán 878 oficinas afectadas por el solapamiento de la red universal; otras 251 que se cerrarán por traspaso de negocio a la red de agentes y 21 de banca privada.

El plan

El plan de prejubilaciones de Santander está supeditado a que los empleados tengan cotizado al menos 15 años en la empresa. Si se cumple este requisito, lo trabajadores tendrán diferentes condiciones según su tramo de edad. Así, los que tengan entre 55 y 57 años se podrán jubilar con el 65% del salario o el 55% más complementos voluntarios.

Los que oscilen entre los 58 y 62, se ofrecen prejubilaciones con el 70% del salario hasta los 63 años, o el 65% del sueldo más la mitad de los complementos. Para los que superen esta edad Santander ofrece un cobro de 20 días por año trabajado con el tope de 12 mensualidades.

Por debajo de todas estas franjas, entre los 53 y los 54 años, se ofrece una indemnización que puede llegar hasta los 350.000 euros, pero que se calcula teniendo en cuenta el 60% del importe pensionable de seis anualidades; mientras que a los de menos edad se les ofrece una indemnización de 33 días por año con el tope de 18 mensualidades.

UGT considera que el mensaje que está lanzado el banco con este ERE se contradice con la información que transmite la alta dirección de la entidad. Además, añade que las condiciones están muy por debajo del expediente anterior e incluso por debajo del que ha firmado recientemente CaixaBank

Comisiones Obreras también subraya que las condiciones son muy inferiores a las anteriores, en las que los trabajadores pudieron prejubilarse desde los 50 años y con salarios de hasta un 80%. 

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba