Economía

El exCEO de DIA ficha como consejero de una startup de reparación y mantenimiento

Ricardo Currás, consejero delegado de la cadena de supermercados hasta agosto de 2018, se ha incorporado al consejo de administración de Famaex

Ricardo Currás, exconsejero delegado de DIA.
Ricardo Currás, exconsejero delegado de DIA.

Ricardo Currás abandonó DIA hace poco más de un año, tras ser despedido por ‘los hombres de Fridman’ en plena toma de control de la compañía. Desde entonces, el exconsejero delegado de la multinacional de los supermercados ha abandonado el foco mediático de las grandes empresas y trabaja con startups, como es el caso de Famaex

Esta plataforma de reparación y mantenimiento ha fichado a Currás como consejero. La empresa, que ha preferido no hacer ninguna declaración a Vozpópuli, ficha al exCEO de DIA para que le asesore con su negocio fundado en 2016 y que cuenta con menos de 50 trabajadores. Se centra en conectar a empresas como Papa John’s, El Ganso o La Tagliatella con soluciones de fontanería, climatización, electricidad, cerrajería, cristalería o limpieza especializada para sus tiendas. 

Un pequeño proyecto para un directivo que ha estado al frente, durante cerca de diez años, de una multinacional que factura 8.000 millones. Pero este no es su único puesto de consejero en una empresa. Ricardo Currás forma parte desde enero tanto del consejo de administración de ActivH2O, una empresa que ofrece soluciones tecnológicas que permiten purificar el agua sin el uso de químicos, como del consejo de Wasteless, una compañía con sede en Tel Aviv dedicada a reducir el desperdicio de alimento. 

Investigación abierta

Mientras Ricardo Currás aconseja a estas startups, DIA tiene en manos de la Fiscalía una investigación abierta sobre su antigua directiva de España y Brasil, durante la época de Ricardo Currás. Según detalla la auditoría de la consultora KPMG, la compañía encontró a cierre de 2018 indicios de "prácticas contables irregulares" durante la etapa de Currás como máximo responsable ejecutivo de la empresa. 

"Con el objetivo de esclarecer los hechos que dieron lugar a dichas incorrecciones, la compañía inició una investigación que puso de manifiesto la existencia de prácticas contables irregulares, llevadas a cabo por determinados empleados y altos directivos de España y Brasil, eludiendo los controles internos establecidos por el grupo", detalla KPMG en su informe. 

DIA congeló su indemnización 

Por otro lado, tal y como detalla su memoria anual de 2018, la empresa controlada en la actualidad por 'los hombres de Fridman' está analizando la posibilidad de activar las cláusulas que permitirían reclamar a los ejecutivos que abandonaron el grupo el pasado año la devolución de las indemnizaciones y otros pagos entregados.

En particular, DIA está estudiando reclamar al exconsejero delegado Ricardo Currás las indemnizaciones pagadas el pasado año. Currás recibió una indemnización de 1,3 millones de euros y dos anualidades de su retribución fija anual que, en su caso, era de 681.000 euros

Según detalla la memoria anual de DIA correspondiente a 2018, la Comisión de Nombramientos y Retribuciones "está analizando, para su elevación al Consejo de Administración, la activación de las cláusulas clawback sobre las distintas retribuciones abonadas a los consejeros ejecutivos cesados en 2018".

En el caso de Currás se estudia "la reclamación de la devolución de cualquier cantidad que pudiera proceder". A la espera de la toma de la decisión que corresponda, "DIA ha suspendido el abono de la contraprestación económica por la obligación de no competencia post-contractual" del exconsejero delegado. Una decisión que no se sabrá hasta que se publique el informe de remuneraciones de 2019. 

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba