Economía

Interior se reúne con Google, Facebook y Twitter para la intervención rápida en los delitos de odio

Ya ha alcanzado un acuerdo con Twitter y en las próximas fechas se reunirá con Google y Facebook. El objetivo es atajar cuanto antes los post y comentarios en redes sociales que impliquen delitos de odio

Usuario de Twitter
Usuario de Twitter

La Oficina Nacional de Lucha Contra los Delitos de Odio, dependiente del Ministerio del Interior acaba de reunirse con directivos de Twitter en España, un encuentro en el que ha cerrado un acuerdo para convertirse en trusted flagger o 'comunicante fiable'. En los próximos días iniciará contactos con Google y Facebook con el mismo fin.

Esto supondrá que cuando la Oficina Nacional de Lucha Contra los Delitos de Odio informe a Twitter sobre un posible caso de delito de odio en un tuit, la red social tome como preferente este requerimiento, por encima del de otros usuarios, y lo tramite a la mayor brevedad posible.

Así las cosas, es decisión final de la red social retirar el comentario o tuit en el caso de que considere de que se trata de un delito de odio, o de que su contenido vulnere las políticas de uso de la red social, algo que también puede denunciar la oficina.

"No hablamos solo de que sean delitos de odio. También podremos alertar a Twitter acerca de logos o viñetas que contrapongan las reglas de uso de la plataforma. El acuerdo es interesante porque un aviso de una empresa u organización con el marchamo trusted flagger se analiza antes que la de un usuario común. Tiene preferencia. Próximamente nos reuniremos con Google y Facebook para conseguir esto mismo", explica Carlos Morán, jefe de servicio de la Oficina Nacional de lucha contra los delitos de odio.

Los delitos de odio más comunes en redes sociales son aquellos que tienen que ver con el racismo, la orientación de identidad sexual y la ideología de las personas, explican desde la Oficina

Es algo que ya reflejaba el 'Plan de Acción de Lucha contra los Delitos de Odio' presentado a principios de este año. En sus páginas se puede leer intención de "fomentar a la Oficina Nacional de Delitos de Odio como trusted flagger ante los proveedores de servicios de Internet para facilitar y agilizar la retirada de contenidos constitutivos de discurso de odio, de manera coordinada con las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado para no interferir las investigaciones judiciales en curso. Implantación: segundo trimestre 2019".

Coordinación con la Unión Europea

Los delitos de odio más comunes en redes sociales son aquellos que tienen que ver con el racismo, la orientación de identidad sexual y la ideología de las personas, explican desde la Oficina.

La Unión Europea (UE) realiza estudios sobre el comportamiento de los usuarios en Internet en torno a esos delitos. La Oficina Nacional de Lucha Contra los Delitos de Odio participará en el próximo análisis, que se realizará a finales de año. En este tipo de eventos la Comisión establece seis semanas en las cuales los estados miembros realizan un reporte de notificaciones a plataformas como Facebook, Youtube o Twitter, entre otras redes sociales.

Tras ello, se analiza lo que se han tardado en analizar los comentarios denunciados como delitos de odio, a fin de establecer rutinas que mejoren la velocidad de análisis y retirada de este tipo de contenidos.

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba