Economía

Los hoteles en China muestran ya signos de recuperación y arrojan luz sobre España

Un informe de STR refleja cómo los establecimientos alcanzaron una ocupación mínima (7,4%) durante la primera semana de febrero y a finales de marzo la media ya se situaba por encima del 30% 

Turistas en China.
Turistas en China.

China recupera lentamente la actividad turística y sus hoteles comienzan a crecer en ocupación e ingresos desde los datos mínimos registrados en febrero, un hecho que arroja luz sobre la realidad europea y española ante el impacto del coronavirus en este negocio. La firma de análisis estadounidense STR ha publicado los primeros datos sobre los distintos destinos del país asiático y algunos mercados aumentaron su ocupación hasta un 25% en las dos últimas semanas de marzo. 

STR explica que si bien la pandemia de Covid-19 "continúa teniendo un impacto devastador en el desempeño de la industria hotelera, en China continental se han comenzado a ver signos tempranos de recuperación del desempeño de la actividad". Según sus estimaciones, los establecimientos alcanzaron su mínimo durante la primera semana de febrero, con apenas un 7,4% de ocupación media, y a 29 de marzo la media ya se situaba por encima del 30%. 

Christine Liu, gerente regional de STR para el norte de Asia, explica que "estos signos de recuperación "que aún son tempranos y probablemente se desarrollarán lentamente", se deben fundamentalmente a la reactivación de la demanda nacional. En esta primera fase destacan los viajes domésticos por ocio, reuniones corporativas o de trabajo, y huéspedes en cuarentena que se hospedan en hoteles cercanos a los aeropuertos.

Entre todos los mercados chinos clave, Chengdu y Xi'an han visto los mayores signos de recuperación del rendimiento, al superar ambos el 35% en ocupación durante el fin de semana del 27 al 29 de marzo. Por el contrario, Beijing registró uno de los niveles de ocupación más bajos entre todos los mercados clave en China continental (en torno al 21% en el último fin de semana) debido en parte a las continuas y estrictas limitaciones de viaje.

Evolución de la ocupación en los hoteles en China entre febrero y abril.
Evolución de la ocupación en los hoteles en China entre febrero y abril. STR

La firma de análisis destaca que a pesar de que la demanda sigue siendo baja, los hoteles en China continental comenzaron a abrir sus puertas en el mes de marzo y ahora el 88% de la muestra en el país ya está en funcionamiento desde el 1 de abril. "La mayoría de los hoteles cerrados se han reabierto en dos meses" y la industria "ha comenzado a recuperarse a pesar de que todavía hay casos" de la Covid-19 registrados, aseguran. 

Los hoteles de lujo y de lujo superior están experimentando las mayores tasas de apertura, con un 97% y 98,3%, respectivamente; aunque la ocupación en estos alojamientos es menor. Los de escala media y económica registran más reservas gracias, en parte, a la flexibilidad en los precios. Además, a diferencia de los hoteles en los centros urbanos, los hoteles de los alrededores han experimentado una recuperación más rápida en China.

Con su informe, STR da un balón de oxígeno al resto de países dependientes del sector turístico, como España, al destacar que "China apunta hacia la forma de recuperación en el resto del mundo". En este sentido, pronostican un repunte en la economía global, aunque prevén que el RevPAR (ingreso medio por habitación) en Europa "no volverá a los niveles de 2019 hasta 2022". En este sentido, aclaran que el ritmo de recuperación de la rentabilidad dependerá del mercado y el tipo de hotel.

Las previsiones de España

El socio director de la consultora PHG, Ivar Yuste, comenta a Vozpópuli que "la tendencia que podemos extrapolar al caso español es que la recuperación se va a producir gradualmente y con un ámbito doméstico". Una teoría que avanzaba hace días la patronal turística Exceltur al hablar de dos velocidades: una más rápida de demanda nacional, con viajes cercanos y en vehículos particulares; y otra más lenta de demanda nacional insular e internacional y con desplazamientos en transporte compartido (tren o avión, fundamentalmente). 

Sin embargo, las previsiones por parte del sector turístico en España han ido empeorando a medida que se han alargado las medidas de confinamiento en el país. La patronal turística estima que se perderán alrededor de 55.000 millones de euros, pues la actividad durante los meses de verano será baja respecto a otros años y los niveles preCovid-19 no se recuperarán hasta al menos el mes de septiembre u octubre. "La vuelta a la normalidad será lenta y paulatina", asegura Exceltur.

Yuste cree que "indudablemente el desafío en España vendrá cuando todos los trabajadores de los ERTEs se reincorporen a los hoteles". El experto explica que "la comercialización de los hoteles lleva siempre meses de decalaje respecto a la fecha de viaje y será muy importante la capacidad que tengan los hoteles de publicar ofertas de forma ágil en sus canales web y en redes sociales para propiciar reservas de impulso, o de última hora, que permitan amortizar costes a corto plazo y generar ocupación".

En cuanto a la inversión hotelera, el socio de PHG comenta que "a diferencia de la crisis de 2009, en este caso la capitalización de los promotores inmobiliarios es más elevada y el grado de endeudamiento mucho menor". Además, "la concesión de préstamos hipotecarios debería ser más propicia en un contexto donde los bancos apenas ganan dinero con el diferencial de tipos y necesitan incrementar su volumen de concesión de préstamos". En este sentido, augura que "2020 será un año muy malo y el despegue empezará gradualmente a partir de 2021".

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba