Deporte S.A.

El proyecto español de F1 espera motor de Renault tras un guiño del dueño del Mundial

Los promotores de la escudería hispana confían en su irrupción en 2021 tras la buena acogida de Liberty y la decisión de la FIA de abrir cupo a dos nuevos equipos, aunque la parte técnica se revela compleja

Adrián Campos, en una foto de archivo.
Adrián Campos, en una foto de archivo. EFE

El proyecto de una nueva escudería española de Fórmula 1 a partir del año 2021 pende en estos momentos en gran medida de que una marca se comprometa a ofrecer un proyecto serio de motor para el coche del equipo que impulsan el expiloto español y dueño de una escudería en la Fórmula 2 y 3, Adrián Campos, y el grupo inversor Monaco Increase Management (MIM)

Según ha podido saber Vozpópuli, Renault es el primer candidato a ofrecer ese motor, por delante de Honda - la otra compañía con la que se han entablado conversaciones -. La marca del rombo tiene más intereses y presencia en España que los japoneses, además del impulso que supone contar actualmente con el piloto español Carlos Sainz entre sus filas,y la gloriosa estela dejada por Fernando Alonso. Aún así, el proyecto está sujeto a la política que finalmente asuma la Alta Dirección de la compañía francesa respecto a la Fórmula 1 en general dado el impacto que está teniendo en sus cuentas este año el 'caso Ghosn'. 

Por lo pronto, los promotores de la potencial escudería española, Campos y MIM, recibieron un feedback positivo de la empresa dueña de la explotación comercial del Mundial de F1, Liberty, y confían en que la parte estrictamente financiera del proyecto, al menos de partida, no sea un problema. 

En verdad, sería en la parte más técnica y organizativa a largo plazo donde estarían encontrándose las mayores dificultades para conseguir las garantías que exige la Federación Internacional del Automóvil, el ente regulador de las competiciones automovilísticas, que ha confirmado finalmente su intención de añadir dos equipos a la competencia a partir de 2021, un velado nuevo guiño al potencial equipo español.

La FIA espera un compromiso oficial, consistente y duradero en el tiempo del proveedor del motor

"Tras conocer el reglamento definitivo de la competición para 2021 el pasado noviembre, los promotores de la escudería española han ratificado su interés en el proyecto y han dado pasos para adelante", apuntan ahora fuentes conocedoras de las negociaciones, en línea con lo publicado ya por este periódico.

Las mismas fuentes inciden en que la propuesta de Campos y MIM habría sido recibida "con buenos ojos" por Liberty, "que oficialmente no toma la decisión pero es un agente influyente". A preguntas de este periódico, desde la entidad corporativa Formula One Group se han ceñido a un comunicado del pasado mes de octubre en el cual, a propósito de la "publicidad" de las candidaturas de nuevos equipos, agradecían el "interés" pero afirmaban que hasta entonces no habían mantenido "discusiones serias" con ninguna persona o compañía sobre la entrada de una nueva escudería. 

Competencia

El proceso de aprobación, en el que la potencial escudería española estaría compitiendo con al menos otros tres potenciales equipos, será "largo y complejo" y "va a tomar tiempo", según apuntan fuentes conocedoras, que señalan que la documentación que pide en concreto la FIA es "difícil".

Así las cosas, entre las cuestiones que reclaman los reguladores estaría un compromiso oficial, consistente y duradero en el tiempo respecto al proveedor de un elemento sensible y complejo como el motor, que, evidentemente, debería ser una marca con expertise contrastado en el área.

El chásis sería desarrollado por el propio equipo de Campos Racing

Según ha podido confirmar este diario, las conversaciones están más que avanzadas con Renault, siendo Honda la otra alternativa que se baraja para una escudería que apunta a "empezar en pequeño" y no competir con los gigantes Mercedes y Ferrari. El chásis sería desarrollado por el propio equipo de Campos Racing, mientras que los pilotos serían el español Álex Palou y el alemán Pascal Wehrlein, ambos representados por MIM.  

Las mismas fuentes apuntan así que se esperan novedades "en los próximos meses", quizá antes de que se reanude la competición en marzo de 2020, y que el objetivo de los promotores de la escudería hispana - que contaría también con el apoyo de marcas españolas - "sigue siendo" la entrada para la temporada 2021.

El posible 'efecto' Alonso

Esa temporada, además de ser la primera con un reglamento que buscará una mayor paridad entre las escuderías, podría ofrecer el escaparate mediático del regreso del español bicampeón mundial precisamente con Renault, Fernando Alonso - expupilo además de Campos -, a la competición.

Un extremo que estaría siendo impulsado por la propia Liberty, que ve en el regreso del duelo Alonso-Hamilton (el británico es el rey actual de la competición) un producto de atractivo potencialmente equivalente al que protagonizaron en su día Joe Frazier y Muhammad Ali en el boxeo.

El piloto asturiano (38), lejos de desmentir los rumores, ha dicho que se plantea su regreso y algunos apuntan que lo haría de la mano de Ferrari o la propia Renault.

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba