BCE

La encrucijada de Guindos: lograr el apoyo de Italia a pesar del ‘maltrato’ a Atlantia

La guerra de OPAS por Abertis ha coincidido en el tiempo con la candidatura de Luis de Guindos a la vicepresidencia del Banco Central Europeo. Un frente del Ejecutivo, encabezado por Álvaro Nadal, apuesta por la oferta de ACS-Hochtief. Guindos mantiene en apariencia una actitud neutral. Lo contrario, podría restarle el apoyo de Italia.

Luis de Guindos
Luis de Guindos

Luis de Guindos se encuentra actualmente en un cruce de caminos. En el horizonte observa Fráncfort, a un lado Madrid y, al otro, Roma. El ministro de Economía trata en estos días de conseguir los apoyos necesarios para que su candidatura a vicepresidente del Banco Central Europeo llegue a buen puerto; a la vez que intenta neutralizar los riesgos del que quizá es el asunto más peliagudo que se encuentra sobre su mesa: la guerra de OPAS por Abertis. La contienda implica indirectamente a los gobiernos español e italiano y, dependiendo de cómo se desarrolle, podría perjudicar sus aspiraciones para lograr un asiento en el BCE.

En apariencia, el Gobierno se mantiene imparcial con respecto a esta operación, pero en el mercado existe la convicción de que en Moncloa -y, en especial, el ministro Álvaro Nadal- prefieren que el consorcio ACS-Hochtief se lleve el gato al agua. Cualquier muestra de apoyo a la oferta de Florentino Pérez desencadenaría un conflicto con Atlantia -el otro contendiente-, lo que podría provocar que Italia negara su apoyo a España en su intento de lograr un puesto en el BCE.

La opinión de La Caixa será fundamental para determinar de qué lado se inclina la balanza dentro de este proceso, dado que la entidad bancaria aglutina el 43% del capital de la concesionaria de autopistas y es su accionista de referencia. Es decir, su opinión determinará el éxito o el fracaso de Atlantia y ACS.

El pasado enero, durante la celebración de un aperitivo celebrado en el Círculo Financiero de esta entidad bancaria, en Barcelona, Álvaro Nadal se encargó de transmitirle a su presidente, Isidro Fainé, su preferencia porque Florentino Pérez se imponga en esta contienda.

La facción del Ejecutivo que encabeza Nadal no quiere que esta multinacional pase a manos italianas, como ocurrió con Endesa, ante los perjuicios que -consideran- podría suponer para España. Por otro lado, la opinión de algunos miembros del Gobierno también está condicionada por el malestar existente con Fainé, a quien acusan de negociar con Atlantia antes de que se formalizara la OPA.

A la vista de los acontecimientos, Luis de Guindos está obligado a aplicar la diplomacia y adoptar un perfil bajo para evitar suspicacias desde el palacio presidencial o desde el país transalpino. Su candidatura estará respaldada por socios de peso como Alemania -si España apoya a Jens Weidmann para sustituir a Mario Draghi, según publicó El País- y presumiblemente por Francia. El apoyo de Italia también se ha dado por seguro durante los últimos días, aunque podría verse comprometido si el Ejecutivo da un paso en salto en el caso Abertis.

Costumbres italianas

Fuentes financieras consultadas por Vozpópuli también llaman a tener en cuenta otro factor: que en Italia existen reticencias a que los políticos ocupen puestos de relevancia en el Banco de Italia, es decir, el supervisor de sistema financiero interno. Esto, en principio, no está previsto que perjudique a Guindos, aunque sí que se espera que pese en la decisión italiana.

Cabe recordar que el ministro de Economía deberá obtener una mayoría cualificada en el Eurogrupo para acceder a la vicepresidencia del BCE. Para ello, deberá lograr el apoyo de "un mínimo del 55% de sus miembros, con una representación del 65% de la población", según determina el Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea.

En cualquier caso, las previsiones del mercado apuntan a que su candidatura se resolverá varias semanas antes que la situación de Abertis, que todavía deberá superar varias fases antes de su conclusión.

De momento, y entre el ruido que generan este tipo de operaciones, existen dos datos indiscutibles: que Atlantia ofrece 16,5 euros por acción, mientras que ACS-Hochtief, 18,76.



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba