Empresas

El alto standing nunca pasa de moda: la Torre de Madrid cuelga el cartel de “completo”

Todos los pisos de lujo del emblemático rascacielos han sido ya vendidos. Sólo en 2015, las compras sumaron 25,3 millones de euros.

Torre Madrid (a la izquierda), en Plaza de España.
Torre Madrid (a la izquierda), en Plaza de España. Carlos Delgado / WIKIPEDIA

La inmobiliaria Metrovacesa ha vendido la totalidad de las viviendas de lujo situadas en la Torre de Madrid, una de las promociones más exclusivas de la capital por la historia y el emplazamiento del rascacielos. Se trata de apartamentos y lofts de alto standing, con precios que van desde cerca de 400.000 euros hasta cotas del todo prohibitivas, por encima de los tres millones. Pero esto no ha sido ningún obstáculo. A la compañía se los han quitado literalmente de las manos. 

Hasta tal punto es así que Metrovacesa ingresó 25,3 millones de euros en 2015 sólo por las ventas de los pisos situados en la Torre de Madrid. La cifra supone casi un 21% de los ingresos de la inmobiliaria en concepto de ventas.

Fuentes del sector destacan la rapidez con la que la compañía ha colocado los últimos pisos que le quedaban de la promoción, especialmente los de las plantas inferiores (entre la 10 y la 14), cuya comercialización se inició apenas hace un año y medio.

Metrovacesa ingresó 25,3 millones de euros en 2015 sólo por las ventas de los pisos situados en la Torre de Madrid

"La mejora del escenario económico está detrás de esta situación aunque el sector del alto standing se comporta de forma diferente al resto", apuntan desde una consultora inmobiliaria. La prueba es que Metrovacesa inició la venta de los pisos a finales de 2010, con un entorno sensiblemente distinto al actual, y las primeras fases no se vendieron tan fácilmente.

La competencia de Wanda

La compañía ha logrado vender todos los pisos antes de que se pongan en marcha las obras para la remodelación del Edificio España, vecino ilustre de la Torre de Madrid (y, en realidad, hermano: ambos fueron encargados por Inmobiliaria Metropolitana, el germen de Metrovacesa, a los hermanos Otamendi). Su propietario, el holding chino Wanda Group, también pretende construir viviendas de lujo y un hotel, un elemento que tampoco faltará en la torre. Las primeras plantas están reservadas para el establecimiento que Barceló pretende abrir a partir del próximo año. De hecho, es la única parte del inmueble que aún pertenece a Metrovacesa, puesto que la cadena tan sólo se ocupará de la explotación del hotel.

El proyecto de Wanda ha sufrido retrasos debido a la oposición del Ayuntamiento de Madrid a que el holding derribara la fachada del rascacielos para proceder a su remodelación, lo que estuvo a punto de provocar que Wanda abandonará sus planes. Aunque la situación parece haberse reconducido, el Edificio España aún tardará un tiempo en competir con la Torre de Madrid.

En los dos últimos años, la venta de pisos del singular rascacielos ha reportado a Metrovacesa unos beneficios de algo más de 24 millones de euros. La inmobiliaria participada mayoritariamente por el Banco Santander, que controla un 70% del capital, se encuentra actualmente en pleno proceso de restructuración de su deuda, que asciende aproximadamente a 1.800 millones de euros.

En este punto se enmarca la emisión de bonos por 700 millones de euros que acaba de llevar a cabo la compañía presidida por Rodrigo Echenique, tras obtener los preceptivos ratings. Previamente, Metrovacesa escindió sus activos de suelo y promoción residencial en una filial, al modo que hicieron en su día otras empresas del sector como Colonial.



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba