Empresas

Telefónica: Tengo 53 años y me ofrecen dejar de trabajar con el 68% del sueldo hasta la jubilación, ¿qué hago?

Entre 4.000 y 8.000 empleados de Telefónica meditan estos días apuntarse o no al programa de bajas que acaba de poner en marcha la compañía. Tienen de plazo para decidirse hasta el 31 de marzo.

Sede de Telefónica en Madrid.
Sede de Telefónica en Madrid. Efe.

"A partir de ahora me vais a ver mucho por aquí", dice Francisco Grande una soleada mañana de febrero en Madrid mientras apura un tercio de cerveza en la terraza de un bar. "¡Qué cabrón! ¡Qué cabrón!", exclaman riendo sus amigos, también empleados de Telefónica. "Ya le he dicho a mi jefe que no cuente conmigo por las tardes y a partir del próximo viernes... vamos, que no me ven ya por allí", comenta. "¿Otra cerveza?".

Francisco Grande, 55 años, más de 15 trabajando en Telefónica España, es uno de los miles de empleados de la multinacional española que estas semanas apuran sus últimos días en el grupo. La compañía presidida por César Alierta ha activado un programa de bajas al que pueden acogerse todos los empleados en activo en fecha 1 de enero de 2015, con una antigüedad reconocida igual o superior a 15 años, con 53 años o más cumplidos durante 2016. En 2017 podrán solicitarlo aquellos que cumplan 53 años. La compañía garantiza la percepción de una renta mensual equivalente al 68% del salario hasta los 65 años y reintegrará a los empleados el coste del Convenio Especial con la Seguridad Social que acrediten haber suscrito hasta la jubilación. Los que decidan abandonar Telefónica podrán iniciar otra actividad laboral sin dejar de percibir el sueldo acordado con la operadora. Francisco Grande es uno de los trabajadores que tiene decidido abandonar el grupo. Otros no lo tienen tan claro. En la sede de la compañía en Madrid, y prácticamente en todas sus delegaciones en España, en las máquinas de café, en las salas de reuniones, en los comedores... no se habla de otra cosa. "¿Y tú que vas a hacer, te apuntas o no?".

Tanto los sindicatos con mayor representación en Telefónica como los empleados con los que ha contactado Vozpópuli consideran que las condiciones contempladas en el plan son muy positivas. "Es totalmente voluntario y no tiene ningún coste para el Estado, no caen las cotizaciones a la Seguridad Social", explica Alberto Salas, responsable de comunicaciones de CCOO. "No es un ERE, el contrato con el trabajador se suspende durante tres años y esa suspensión se va renovando hasta la edad de jubilación", indica.

En 1995 Telefónica empleaba a más de 70.000 personas en España; este año serán unas 25.000

Aunque Telefónica ha comunicado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) que el plan de bajas tendrá un coste de 2.900 millones de euros, sin embargo, no ha informado sobre el número de personas que estima que abandonará el grupo. Fuentes de la empresa consideran que serán menos de 4.000, mientras que otras elevan la cantidad a las 8.000. "Hasta finales de marzo no habrá una primera estimación, y posiblemente hasta mayo no se comunique la cifra final", señalan en la compañía. Las fuentes consultadas dan por seguro que los entre 300 y 500 empleados de Telefónica que cumplen los requisitos para acceder al programa, pero que no están acogidos al convenio colectivo, se apuntarán al plan ya que sus condiciones sí que empeorarían previsiblemente si decidieran quedarse.

Telefónica emplea en la actualidad en España a 30.000 personas, de las que unas 28.000 están acogidas al convenio colectivo. Cuando finalice el programa de bajas, el próximo año, el número de trabajadores con convenio será inferior a los 25.000, aproximadamente. Hace 20 años la plantilla de la multinacional en España estaba compuesta por más de 70.000 personas. La liberalización del sector de las telecomunicaciones, impulsada en 1996 por el primer Gobierno de José María Aznar, ha supuesto una reducción drástica de la plantilla de Telefónica en el país. "La compañía está decidida a seguir adelgazando plantilla, con los costes laborales actuales no puede competir con Vodafone u Orange", destacan fuentes del sector, "en el año 2020, 20.000, ese es el panorama laboral que se plantea Telefonica".

El 'Programa voluntario de suspensión individual de la relación laboral', como denomina la empresa al plan de bajas activado, está incluido en el convenio colectivo 2015-2017 suscrito por Telefónica España, Telefónica Móviles y Telefónica Soluciones firmado el pasado mes de noviembre. Se trata de la primera vez que la multinacional española utiliza este sistema para reducir miles de puestos de trabajo. El último gran proceso de reducción de plantilla en España de Telefónica fue el acometido en 2011, un año después de lograr beneficios superiores a los 10.000 millones de euros, a través de un Expediente de Regulación de Empleo (con coste para el Estado) que afectó a 6.000 personas.

"Después de tantos años trabajando en Telefónica... la sensación es rara, eso es así", admite Francisco Grande mientras reparte tercios de cerveza entre sus compañeros. "Pero bueno... voy a viajar, estoy pensando en ir a Sudáfrica, quizá Australia, de momento no creo que vuelva a trabajar", añade. A la reunión se ha unido Fernando Pedrós, otro de los empleados de Telefónica que estos días medita si apuntarse o no al plan de bajas. "Coño Paco, es que tú lo tienes muy fácil, sin niños, sin hipoteca, ni nada...", dice. "Mis dos chavales no han terminado la universidad y cuando lo hagan se tendrán que ir fuera a trabajar o a seguir estudiando... No te creas que me salen claras las cuentas", apunta. "A ti lo que te pasa es que tu mujer no te va a aguantar en casa todo el día", dice otro alzando el brazo tercio en mano para brindar por los "lunes al Sol".

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba