Tecnología

Exempleados furiosos denuncian a las empresas por usar software pirata

En España casi la mitad de los programas informáticos utilizados en las organizaciones son ilegales

Un usuario utiliza su ordenador
Un usuario utiliza su ordenador Glenn Carstens Peters

La distribución de software ilegal es un problema al que se enfrenta la BSA (Business Software Alliance) a diario. Es el organismo que representa a las empresas de software en todo el mundo.

El 44% del software con el que trabajan las empresas españolas es ilegal. Es decir, prácticamente uno de cada dos productos con los que el personal de las empresas realiza su labor diaria ha sido pirateado.

Esto supone unas pérdidas de 800 millones de euros para el sector. La cosa va a peor. El número de denuncias que recibe la BSA sobre compañías que están cometiendo este tipo de delito crece año tras año.

Un 41% corresponde a exempleados resentidos con su anterior compañía, un 21% a trabajadores que actualmente trabajan en las empresas y un 38% procede de empresas de la competencia

En 2017 se alcanzó cifra récord en este sentido, con un total de 600 denuncias. Una cifra que se ha duplicado desde 2014. El software ilegal encontrado en las empresas tiene un valor de unos 200.000 euros de media, unos 4.000 euros por ordenador.

Microsoft, Adobe, Autodesk, Siemens... Todas son compañías cuyo negocio es o parcial o totalmente dependiente del software. Sorprende el caso de Siemens. Aunque su negocio no es específicamente el de los programas informáticos, comercializa un software, denominado Siemens Product Lifecycle Management, cuya licencia anual tiene un coste de nada menos que 200.000 euros.

¿Cómo llegan las denuncias?

La página web de la BSA cuenta con un apartado en el que cualquiera puede poner en conocimiento del organismo el uso fraudulento de programas informáticos.

"Lo sorprendente es que el 62% de las denuncias recibidas por uso de software pirateado viene tanto de exempleados enfadados con sus anteriores empresas como de trabajadores descontentos con la compañía en la que siguen desarrollando su labor profesional", explica Carlos Pérez, socio del bufete Écija Abogados, despacho que representa los intereses de la BSA en España.

Del 62% de las denuncias, un 41% corresponde a exempleados resentidos con su anterior compañía y un 21% a trabajadores que actualmente trabajan en las empresas a las que denuncian. Más de la mitad de las denuncias corresponde a empleados o exempleados. El 38% restante viene de empresas de la competencia.

La dirección de las empresas en muchas ocasiones desconoce que trabaja con software ilegal. Desde los departamentos de sistemas descargan programas pirateados pensando que nadie se va a enterar"

Carlos Pérez, socio del despacho Écija Abogados

Muchas empresas lo desconocen

"La dirección de las empresas en muchas ocasiones desconoce que trabaja con software ilegal. Los responsables de los departamentos de sistemas descargan programas pirateados pensando que nadie se va a enterar. Cuando llega la carta informando de que en esa empresa los programas no son legales se llevan la sorpresa. La responsable es la dirección, que debe poner filtros al respecto", explica Pérez.

La BSA en un primer momento envía cartas a las empresas de las que tiene evidencias de que no están siendo legales con su software. Les pide que regularicen la situación y pacta con ellas una indemnización. Evitan los juzgados en la medida de lo posible. El dinero de las indemnizaciones se emplea en programas de concienciación y en los costes de los juicios. "Más o menos más de la mitad de los procesos que iniciamos acaban en los tribunales. De las indemnizaciones las empresas no se llevan un duro, la BSA es una organización que nació en 1989 sin ningún ánimo de lucro", apunta Carlos.

Los sectores más denunciados son Distribución y Ventas, con un 11%; Ingenieria y diseño, con un 10%; Arquitectura, con un 9% de las demandas; e Industria, con un 8%.



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba