Duro Felguera

Duro Felguera pacta unos meses de respiro con la banca mientras busca comprador

El grupo de ingeniería ha firmado esta semana un 'standstill' con la banca hasta abril, con el que esperan terminar de resolver su futuro

Sede de Duro Felguera en Gijón.
Sede de Duro Felguera en Gijón.

Duro Felguera sigue en medio de un laberinto financiero y empresarial. El principal es que el grupo asturiano busca un pacto para el aplazamiento de su deuda ('standstill'), ante el vencimiento de ayer lunes. Finalmente, la compañía ha conseguido aplazar este momento hasta el 15 de abril, según ha informado este martes en un hecho relevante a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV)

En este tiempo, el grupo de ingeniería tiene que conseguir los avales necesarios para enderezar su negocio, pactar una refinanciación, conseguir nuevo capital y resolver su futuro legal.

La misión es compleja pero desde el entorno de la compañía esperan conseguirlo. La parte más complicada es que las ofertas que están sondeando la compañía cuadren a los acreedores, que no están dispuestos a malvender su posición ni a regalar una nueva refinanciación.

Antes, la compañía todavía tiene pendiente desbloquear los avales. Estuvo a punto de hacerlo con la venta de su sede en Madrid a Banco Sabadell, pero una oferta de un fondo luxemburgués, primero, y las reticencias de BBVA, después, han bloqueado en las últimas semanas la concesión de los nuevos avales.

Acreedores

Los principales acreedores de Duro Felguera son Santander (sobre todo tras la compra del Popular), BBVA, CaixaBank, Sabadell, Liberbank, Bankia y Banco Cooperativo Español. 

Entre los bancos hay algo más de optimismo tras el paso atrás que dio a final del año pasado el expresidente, Ángel del Valle, y la salida de la escena de su asesor, Miguel Zorita, expresidente de Deloitte.

Lo primero para Duro Felguera es firmar el 'standstill' y conseguir avales, antes de buscar una solución a largo plazo

Tras el 'standstill', la primera prioridad del equipo gestor es lograr los avales paralizados por 20-30 millones. Parte los tiene apalabrados con la aportación de un proyecto en Perú como garantía.

Cumplidos estos dos hitos, la compañía y sus asesores se centrarán en conseguir que entre un nuevo accionista que solucione la situación. Han sonado en las últimas semanas empresarios asturianos como Blas Herrero, según El Confidencial, y los chinos Cscec, según Expansión. Se esperan también que vuelvan a mirar Duro Felguera grupos industriales como Acciona, otros internacionales asiáticos y el fondo Bybrook.

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba