Desguaces La Torre

Caos contable en Desguaces La Torre: el auditor vuelve a denegar una opinión

La compañía de Luis Miguel Rodríguez García, conocido como El Rey de la chatarra, presentaba a finales de 2015 un fondo de maniobra negativo por importe de 28,2 millones, créditos vencidos e impagados, y pérdidas de más de tres millones.

Interior de una nave de Desguaces La Torre.
Interior de una nave de Desguaces La Torre. Desguaces La Torre.

Desguaces La Torre, la compañía controlada por Luis Miguel Rodríguez García, conocido como 'El Rey de la chatarra', cambió de auditor en el ejercicio 2015, pero el informe de auditoría de ese año -cuyas cuentas fueron firmadas en marzo de 2016, y que pueden consultarse ahora a través del Registro Mercantil- recoge las alarmantes salvedades que ya apuntó el anterior auditor en 2014, como publicó este diario. Los nuevos auditores de la empresa, Eudita Ah Auditores, advierten que existe "una incertidumbre sobre la capacidad de la sociedad para continuar su actividad (...)".

Las lagunas informativas en las cuentas de 2015 de Desguaces La Torre son tales que el nuevo auditor de la compañía, como ya hizo en 2014 Garrigues Auditores, se niega a expresar una opinión sobre las mismas. "No hemos podido obtener evidencia de auditoría que proporcione una base suficiente y adecuada para expresar una opinión de auditoría", indica. "En el transcurso de nuestro trabajo se han puesto de manifiesto determinadas circunstancias de diversa naturaleza, que muestran debilidades en los sistemas de control interno de la sociedad y que, por tanto, no nos permiten alcanzar una seguridad razonable sobre la existencia de transacciones, bienes, derechos u obligaciones adicionales a las contenidas en las cuentas anuales del ejercicio 2015", explica.

Entre 2014 y 2015 Desguaces La Torre prestó a una empresa de Luis Miguel Rodríguez y su exmujer 8,1 millones de euros

Desguaces La Torre, fundada en 1981, es propietaria del que pasa por ser el mayor desguace de Europa, situado en la salida 24 de la carretera Madrid-Toledo, la A-42. En varias naves que ocupan entre 8.000 y 10.000 metros cuadrados, la empresa almacena y vende piezas de repuesto, de cacharrería, prensa automóviles o desmonta y limpia piezas de coches desechados. El mes pasado agentes de la Agencia Tributaria embargaron bienes de la compañía por deudas con Hacienda. La compañía figura en la lista de los mayores morosos de Hacienda publicada el pasado año, con cerca de 8 millones de deuda.

En 2015, Desguaces La Torre registró 3,1 millones de pérdidas (1,4 millones en 2014). La empresa alcanzó una cifra de negocio de 22,5 millones, un 3,1% menos, y terminó el año con fondo de maniobra (capital circulante con el que cuenta) negativo, de 28,2 millones de euros, 4,5 millones más que en 2014.

La compañía, que emplea a unas 400 personas, admite en sus últimas cuentas disponibles en Registro Mercantil que al ser su patrimonio neto inferior a la mitad del capital social, se encuentra "incursa en uno de los supuestos contemplados (...) sobre causas de disolución". Pero añade que durante 2015 una deuda mantenida por la empresa con su propietario, Luis Miguel Rodríguez García, ha adquirido el carácter de préstamo participativo, lo que evitaría esa causa de disolución.

En las cuentas de 2015, a las que Vozpópuli ha accedido a través de Insight View, el auditor apunta varias lagunas informativas que han impedido expresar una opinión sobre las últimas cuentas de la compañía. Entre otras, advierte que no ha sido posible obtener evidencia sobre "el inmovilizado material adquirido con anterioridad a 2008 y su amortización acumulada por importes de 16,2 millones y 8,3 millones (...)".

La compañía figura en la lista de los mayores morosos de Hacienda publicada el pasado año, con cerca de 8 millones de deuda

También pone de manifiesto el auditor que la compañía recoge en el apartado de deudas con entidades de crédito un importe de 2,1 millones y que dicha cantidad es coincidente con la información que remite la entidad financiera a la sociedad. "Sin embargo", advierte el auditor, "la citada entidad financiera, en respuesta a nuestra solicitud de confirmación de saldos y otra información adicional, indica que el saldo asciende a 4,7 millones". "No nos ha sido posible alcanzar una conclusión razonable sobre dicha diferencia", añade el auditor.

Eudita Ah Auditores advierte también que existe un saldo de 7,1 millones de euros de un acreedor financiero derivado de un préstamo que se encuentra vencido, pero que la memoria de las cuentas de la empresa "no recoge información sobre este hecho".

Deudas con Hacienda

Desguaces La Torre elevó en 2015 hasta los 12,5 millones de euros las deudas mantenidas con Hacienda, frente a 7 millones reconocidos de deuda en 2014. Las investigaciones comenzaron a finales de 2013, y se han extendido al menos hasta junio de 2015, cuando la Agencia Tributaria comenzó actuaciones inspectoras sobre el impuesto de sociedades de los años 2012 y 2013.

Para cubrir posibles pasivos fiscales relacionados con las inspecciones por ese impuesto y también sobre el Impuesto de Valor Añadido, la compañía ha provisionado 7,9 millones.

Las últimas cuentas de Desguaces La Torre exponen operaciones de préstamo realizadas con otra empresa controlada por Luis Miguel Rodríguez García y su exmujer, Asunción Fernández López. La compañía concedió en 2015 un crédito de 2,47 millones de euros a La Casa Grande del Aceite de Oliva, constituida en 1990 en Torrejón de Velasco (Madrid) y dedicada a explotaciones agrícolas y ganaderas. En 2014 Desguaces La Torre prestó a la empresa administrada por Rodríguez García y su exmujer 5,7 millones de euros.



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba