Empresas

El consejero delegado de BBVA acumula 15 millones para su jubilación al año de estrenar el cargo

El presidente del banco, Francisco González, gana 2,7 millones y acciones valoradas en más de un millón de euros en el semestre.

El consejero delegado del BBVA, Carlos Torres
El consejero delegado del BBVA, Carlos Torres EFE

BBVA ha provisionado 14,9 millones de euros para cubrir las necesidades de jubilación, incapacidad, o fallecimiento de su consejero delegado, Carlos Torres. El ejecutivo ha percibido en el primer semestre del año una retribución en efectivo de 1,7 millones de euros, y 107.779 acciones del banco, valoradas en 0,5 millones de euros. El segundo mayor banco español ha pagado en el primer semestre del año 2,7 millones de euros en efectivo a su presidente, Francisco González, al que también ha entregado 238.412 acciones valoradas, al precio actual, en 1,1 millones de euros. Las altas retribuciones del banco a sus consejeros en la primera mitad del año se explican por la acumulación de otros pagos variables atrasados.

La entidad financiera explica en la presentación de sus últimos resultados que el contrato firmado con Carlos Torres contempla un sistema de previsión para cubrir las contingencias de jubilación, incapacidad y fallecimiento. Las condiciones laborales del consejero delegado de BBVA determinan que este mantendrá el sistema de previsión que tenía reconocido como anterior alto directivo del grupo “habiéndose adaptado los importes de provisión y dotación a las nuevas condiciones retributivas derivadas del cargo que actualmente desempeña”. A 30 de junio de 2016, las provisiones registradas por BBVA para atender los compromisos asumidos con su consejero delegado en materia de previsión ascienden a 14,96 millones de euros.

En el semestre el banco ha sumado cinco millones al plan de jubilación de Torres

Carlos Torres sustituyó a Ángel Cano como consejero delegado de BBVA en mayo de 2015. El banco explica en sus últimos resultados semestrales que en caso de que Torres pierda su puesto de consejero delegado por cualquier causa que no sea debida a su voluntad, este se jubilará anticipadamente con una pensión “cuyo importe anual será calculado en función de las dotaciones que, siguiendo los criterios actuariales aplicables en cada momento, el banco hubiese realizado hasta esa fecha para atender a los compromisos de pensión por jubilación previstos en su contrato”. El pasado año Ángel Cano percibió en total una retribución de 15,7 millones de euros; el exejecutivo de BBVA acumulaba a la fecha de su salida del banco 26 millones en su plan de pensiones.

El actual consejero delegado de BBVA ganó el pasado año 3,8 millones de euros, y Francisco González, 5,57 millones. De acuerdo al informe de gobierno corporativo de BBVA de 2015, la aportación a los sistemas de prevención de Torres Vila ascendía a 31 de diciembre del pasado año a 9,8 millones de euros, con lo que en los primeros seis meses del año el banco ha inyectado cerca de otros cinco millones de euros al sistema de ahorro de su consejero delegado.

75% en caso de salida involuntaria

Al igual que en el caso de Ángel Cano, el contrato de Carlos Torres estipula que la pensión que recibiría este en caso de salida involuntaria no podrá superar el 75% de la base pensionable, si el hecho ocurriera antes de cumplir la edad de 55 años –Cano abandonó BBVA con 54 años-, o el 85% de la base pensionable, si el hecho ocurriera después de haber cumplido la edad de 55 años.

BBVA ha remodelado recientemente su cúpula directiva y su estructura organizativa. La pasada semana el banco anunció la salida de Vicente Rodero, que ha estado al frente de la filial mexicana, y de Donna de Angelis, responsable de recursos humanos desde hacía solo un año. Además Torres Vila asumió el control de las divisiones extranjeras de BBVA, y Jaime Sáenz de Tejada, director financiero, ha pasado también a ejercer la dirección de planificación y gestión.

La política de remuneraciones de los consejeros de BBVA fue aprobada por la Junta General celebrada el 13 de marzo de 2015, para los ejercicios 2015, 2016 y 2017. El banco explica en sus últimos resultados que durante el primer semestre de 2016 los consejeros ejecutivos han percibido el importe de la retribución fija correspondiente a los seis primeros meses del ejercicio y la retribución variable anual correspondiente al ejercicio 2015. La entidad señala que los consejeros ejecutivos (Francisco González, Carlos Torres Vila, y Jaime Sáenz de Tejada, director financiero) han percibido en el primer trimestre de este año el pago de la retribución variable anual correspondiente a los ejercicios 2014, 2013, y 2012.

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba