Economía

El Gobierno cubrirá a los caseros particulares y estudia quitas de rentas a los fondos

PSOE y Unidas Podemos acuerdan un plan contra los desahucios durante los próximos seis meses que garantizará que los caseros particulares reciban las rentas afectadas. Se plantean quitas del 50% para los grandes tenedores y/o que estos reestructuren las deudas de sus inquilinos a dos-tres años vista

Iglesias y Calviño
Iglesias y Calviño Efe

El Gobierno prevé aprobar en el Consejo de Ministros de este martes el Real Decreto con el plan de choque para los inquilinos de viviendas en alquiler afectados económicamente por el coronavirus.

Dicho plan buscaría impedir que se consumen desahucios durante los próximos seis meses e impondría la renovación automática de los contratos durante ese período, y abriría sendas líneas de ayudas directas (de hasta 900 euros al mes) y de préstamos o microcréditos a inquilinos a interés cero que irían dirigidas a aplacar el impacto en los propietarios.

A esas ayudas podrían acogerse las personas paradas, con ERTEs, reducciones de jornada y autónomos que no lleguen al límite de tres veces el IPREM (que podría incrementarse por hijos y dependientes a cargo).

El decreto y, en especial, su letra chica con sus plazos y montos, siguen negociándose, aunque fuentes ministeriales cercanas al PSOE avanzan a Vozpópuli que el acuerdo final procurará garantizar al menos que los caseros particulares acaben recibiendo todo el dinero de las rentas afectadas por el período bajo protección del Real Decreto, en línea con el objetivo general de la propuesta que se discutía el pasado viernes.

Quitas a los grandes tenedores o reestructuración de deuda

Fuentes socialistas, sin embargo, matizan ahora que para los grandes tenedores (más de ocho inmuebles) no habría una ayuda del 5% previa moratoria o quita total de la renta afectada, sino que se les impondría una moratoria con eventuales quitas parciales de las rentas a percibir durante el período afectado por el decreto, que podrían ser del 50%. 

La moratoria de desahucios sería abiertamente impuesta a los grandes tenedores (no así a los demás), aunque por un período de cuatro meses, según apuntan desde el PSOE.

La alternativa a las quitas pasaría por una reestructuración de la deuda de los inquilinos a dos/tres años vista, según señalan desde Unidas Podemos.

Fuentes moradas aseguran, en cualquier caso, que estos inquilinos (de grandes tenedores) también podrían beneficiarse de préstamos del Estado. 

Cobertura inmediata a caseros particulares

Donde parece haber más consenso es en el caso de los caseros particulares, la mayor preocupación del Gobierno y del propio sector. De las seis millones de viviendas en alquiler en España, 5,7 millones están en manos de particulares.

Según la Agencia Negociadora del Alquiler, entre 570.000 y 855.000 son caseros de más de 55 años que están en situación de especial vulnerabilidad por estar jubilados y/o tener la vivienda en alquiler como principal fuente de ingresos. El número de inquilinos vulnerables, paralelamente, superaría el millón.

La respuesta a ellos giraría en torno a ayudas directas de hasta 900 euros y/o préstamos con cargo a fondos públicos a ser pagados por los inquilinos en los próximos diez años a interés cero -estos plazos están bajo discusión-.  Atendiendo a la situación de los caseros particulares con vulnerabilidad (esto es, que tengan en el alquiler su principal fuente de ingresos), el Estado vertería los fondos de manera inmediata

La cantidad prevista para el conjunto de ayudas ascendería a los 700 millones de euros, aunque fuentes gubernamentales matizan que dicho monto podría variar al hilo de la recta final de las negociaciones, al igual que los plazos.

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba