Economía

Borrell: "Echenique [Santander] impuso verbalmente el cese de Benjumea en Abengoa"

El exministro español y actual Alto Representante de la UE para la Política Exterior declaró el jueves en el juicio que se sigue en Madrid por la demanda presentada por el expresidente de Abengoa, Felipe Benjumea, contra Santander y HSBC, a los que reclama 1.005 millones

Josep Borrell.
Josep Borrell.

Josep Borrell acudió este jueves a los juzgados de Plaza de Castilla para declarar como testigo en el juicio que se sigue por la demanda presentada por Felipe Benjumea, expresidente de Abengoa, contra Santander y HSBC, a los que culpa de la crisis del grupo energético y a los que reclama 1.005 millones de euros. Borrell fue consejero de Abengoa entre 2010 y noviembre de 2016.

El exministro español y actual Alto Representante de la Unión Europea para la Política Exterior se mantuvo fiel en su declaración a Benjumea y se reafirmó en lo que ya ha dicho en otras ocasiones: Santander impuso el cese de Felipe Benjumea como presidente de Abengoa, lo que provocó que otros inversores se descolgaran de una ampliación de capital prevista de 650 millones de euros y que la compañía se asomara al abismo.

Felipe Benjumea, expresidente de Abengoa, en febrero de 2016.
Felipe Benjumea, expresidente de Abengoa, en febrero de 2016. Efe.

La cotización de Abengoa comenzó a resentirse a finales de 2014, cuando la agencia de calificación Fitch puso en duda la calificación del endeudamiento del grupo. En 2015, explicó Borrell, las tensiones sobre la liquidez del grupo empeoraron por la amenaza de que el negocio del grupo español en Brasil perdiera el apoyo financiero de Banco de Brasil.

El cese de Benjumea como presidente de Abengoa "no fue una recomendación, fue una imposición de Santander"

Abengoa anunció la puesta en marcha de una ampliación de capital de 650 millones a principios de agosto de ese año, poco después de asegurar que no tenía previsto hacerlo. "La crisis financiera de Brasil requería que teníamos que obtener recursos", recordó Borrell, que cifró en 700 millones de euros aproximadamente el impacto que pudiera tener la pérdida del apoyo de Banco de Brasil a la financiación de los proyectos de Abengoa en el país.

Santander y HSBC fueron los dos principales bancos con los que trabajó Santander para asegurar esa ampliación de capital de 650 millones. El 13 de septiembre de ese año "se nos informó al consejo de administración de que todo estaba preparado para firmarla y poder convocar Junta de accionistas para aprobarla", dijo este jueves en su declaración Josep Borrell.

Sin embargo, el día 14, cuando estaba previsto que se firmara el aseguramiento de la ampliación por parte de la banca, no se firmó nada. "Lo recuerdo muy bien", contó Borrell. "El consejo estaba convocado ese día, estábamos esperando la llegada del presidente, pero no aparecía... Entonces Fornieles [Antonio Fornieles, exconsejero de Abengoa] nos informó que Santander, que el señor Echenique [Rodrigo Echenique, expresidente de Santander España] había llamado para decir que el banco ponía como condición sine qua non que fuera renovado el señor Benjumea".

HSBC se descolgó de la ampliación prevista porque no fue informado de la imposición del cese de Benjumea, contó Borrell

"No era una propuesta", subrayó el exministro español. "Era una imposición; todos nos quedamos sorprendidos por esa imposición de última hora", aseguró. 

Rodrigo Echenique, expresidente de Santander España.
Rodrigo Echenique, expresidente de Santander España.

La imposición de Santander, señaló Borrell, tuvo otro efecto no deseado sobre la ampliación de capital prevista: HSBC se descolgó de la operación. El banco británico "dijo que no estaba al corriente de esa imposición y que al conocerlo se retiraba de la ampliación".

Borrell declaró este jueves que esa imposición le causó "indignación". Fue "sorprendente que un banco se tirara así a la piscina sin comentarlo con el otro banco", comentó. La salida de Benjumea provocó que Abengoa "tuviera que reconstruir todo el acuerdo, pero al retirarse un banco, todo el mundo lo sabe y eso genera dudas, sospechas... es inevitable".

"Fue una imposición, quiero remarcarlo, no fue una recomendación", insistió el exministro español

El cese oficial de Benjumea como presidente de Abengoa tuvo lugar el 23 de septiembre. "Fue una imposición, quiero remarcarlo, no fue una recomendación", insistió Borrell ante la juez. "Esto es algo que se plantea antes, no en el último minuto, fue una imposición verbal de Echenique, que no apareció por escrito", remarcó.

"Hay una cosa para mi absolutamente clara", manifestó el exministro. El día 14 de septiembre "estaba prevista la firma, se había preparado todo, y en ese momento no se firmó porque Santander exigió el cese de Benjumea", lo que, repitió, provocó que "HSBC se retirara de la operación porque no estaba informado del cese". "Nunca tuvimos una comunicación directa por escrito de Santander", recordó.

Borrell declaró entre las 10 y las 11 de la mañana en el Salón de Actos de los juzgados madrileños, que entre el miércoles y el jueves ha acogido las dos sesiones del juicio. Solo este medio lo ha cubierto de forma presencial. El proceso continuará el próximo mes de febrero con las declaraciones de los peritos económicos y la lectura de las conclusiones por parte de los abogados.

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba