Economía

Santander disparó en 2019 las provisiones en Reino Unido: el mal resultado no fue por el Brexit

El banco anunció el pasado mes de septiembre un deterioro de 1.500 millones de euros en su filial en Reino Unido, entre otras razones por el impacto del Brexit. El beneficio del grupo en el país antes de impuestos se redujo un 34% en 2019

Ana Botín, presidenta de Santander.
Ana Botín, presidenta de Santander. Efe.

El beneficio de Santander en Reino Unido se redujo el pasado año, antes de impuestos, un 34%, debido, entre otras razones, a mayores provisiones por los seguros de protección de pagos (PPI), por costes de reestructuración, menores ingresos por hipotecas y caída del beneficio en banca minorista y corporativa. Pero no por el Brexit.

El primer banco español presentó este martes ante el regulador del mercado de Estados Unidos, la SEC, el informe financiero anual de Santander UK. Y en el mismo no se establece vinculación alguna entre la caída del beneficio y el impacto del Brexit, lo que contradice en parte el anuncio que el banco realizó el pasado mes de septiembre cuando comunicó un deterioro de 1.500 millones de euros en su filial británica.

El banco presidido por Ana Botín se refiere en los resultados anuales de Santander UK al impacto del Brexit sobre la economía del país y a las incertidumbres que genera. El grupo español ha elaborado varios escenarios dependiendo de las negociaciones para la salida de Reino Unido de la Unión Europea, y admite que podría tener un impacto negativo en su negocio en determinados casos, aunque subraya estar preparado para seguir desarrollando su estrategia.

Las pérdidas por deterioro del crédito de Santander en Reino Unido se dispararon un 44%, hasta los 241 millones de euros

El pasado 24 de septiembre Santander comunicó haber llevado a cabo "una revisión del fondo de comercio adscrito a Santander UK, lo que arroja como resultado un deterioro por importe aproximado de 1.500 millones de euros".

El banco explicó que el ajuste se debía principalmente "al cambio en las expectativas para Santander UK como consecuencia de un entorno regulatorio complejo" que había provocado "un incremento de los costes al duplicarse algunas funciones, lo que a su vez ha dado lugar a una disminución en la capacidad de generación de beneficios de Santander UK".

El ajuste, añadió Santander en su comunicado, "también es resultado del incremento en la presión competitiva en Reino Unido y del impacto de la incertidumbre generada por el Brexit en el crecimiento económico del país".

Las provisiones por otros pasivos se elevaron hasta los 481 millones de euros, 200,7 millones más que en 2018

En la presentación de los resultados de Santander UK publicada ayer martes en la SEC, se detallan otros factores que explican la caída del beneficio.

Los ingresos netos por intereses cayeron un 9%, "afectados en gran medida por la presión de la cartera de hipotecas". Los ingresos no relacionados con intereses se redujeron un 5%.

Las pérdidas por deterioro del crédito se dispararon un 44%, hasta los 221 millones de libras (241 millones de euros) en gran parte debido a menores pagos por hipotecas y a alguna exposición a deuda corporativa, explica el grupo.

Santander admite una caída relevante del beneficio de su negocio de banca minorista, comercial y de inversión en Reino Unido

Las provisiones por otros pasivos aumentaron en 184 millones de libras (200,7 millones de euros) en comparación con el año anterior, hasta los 441 millones de libras (481 millones de euros).

De estas provisiones, 105 millones de libras correspondieron a costes de reestructuración. Otros 169 millones de libras se debieron a los pagos por PPI, los seguros que los bancos de Reino Unido comercializaban junto a hipotecas y que han tenido que ir devolviendo en los últimos años.

En banca minorista, admite Santander UK, "las ganancias antes de impuestos disminuyeron, en gran parte debido a la presión de la cartera hipotecaria". En banca corporativa y comercial, el beneficio antes de impuestos se redujo un 39%, "en gran parte debido a los menores ingresos netos por intereses después de las titulizaciones de transferencia de riesgo (SRT) significativas de 2018 y 2019". 

En banca corporativa y de inversión, "la pérdida antes de impuestos aumentó en 35 millones de libras", en buena parte por la obligatoriedad en Reino Unido de dividir el negocio de banca de inversión del resto. El grupo también admite que la unidad de Centro Corporativo registró mayores pérdidas antes de impuestos, debido "en gran parte" a la inversión de 155 millones de libras "en el programa de transformación".

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba