Economía

El Banco de España contradice al Gobierno: el PIB caerá un 0,8% en el cuarto trimestre

Se suma a otras instituciones como la OCDE, que también ha pronosticado una caída del PIB de España en el último trimestre, en contra de lo que estima el Ejecutivo

El gobernador del Banco de España, Pablo Hernández de Cos.
El gobernador del Banco de España, Pablo Hernández de Cos. EFE

El Banco de España ha presentado este viernes una actualización de sus proyecciones macroeconómicas para el periodo 2020-2023, en las que contempla un escenario más negativo del previsto por el Gobierno. En concreto, cree que el Producto Interior Bruto (PIB) en el cuarto trimestre del año caerá un 0,8% y en el conjunto de 2020 se hundirá un 11,1%.

El supervisor se ha sumado así a otras instituciones, como la OCDE, que contradicen las previsiones oficiales del Ejecutivo sobre el crecimiento económico intertrimestral que experimentará el PIB entre octubre y diciembre. Una postura que han defendido de manera persistente la vicepresidenta económica, Nadia Calviño, y el ministro de Seguridad Social, José Luis Escrivá

La institución que gobierna Pablo Hernández de Cos ha definido tres escenarios distintos en función de la evolución de la enfermedad, el despliegue de la vacuna, las medidas de contención y el impacto en el tejido productivo y la actividad económica, lo que le permite ofrecer una horquilla para sus previsiones. 

Para este último trimestre, prevén que el PIB caiga un 0,8% en su escenario central, aunque advierten de que la caída podría llegar al 3% en el severo. En el escenario más suave, el PIB crecería un 0,6% en este último trimestre. 

"La pérdida de empuje de la actividad en nuestro país se hace visible en los resultados de la encuesta a una muestra de empresas realizada por el Banco de España. En ella, casi la mitad (48,5%) de las sociedades no financieras encuestadas ha declarado que se ha observado un descenso de su facturación en el cuarto trimestre de 2020 con respecto al tercero", apunta el supervisor.

El PIB precrisis podría no recuperarse hasta 2024

El crecimiento previsto por la entidad para el año 2020 oscila entre el 10,7% y el 11,6%, siendo el escenario central una caída del 11,1%. Para 2021, creen que el repunte será del 6,8%, pudiendo quedarse en el 4,2% en el peor de los casos y llegar hasta el 8,6% en el mejor. Los tres escenarios contemplan la ejecución de los fondos europeos anunciada por el Gobierno.

El escenario suave contempla una evolución más favorable de la pandemia desde el primer trimestre de 2021 y una distribución exitosa de la vacuna más temprana; parte de que habrá un nivel más elevado de gasto ya desde el último trimestre de 2020 por la menor incertidumbre, una menor erosión del tejido productivo y menos consecuencias adversas en el potencial de crecimiento. 

Por el contrario, el escenario severo prevé un repunte de la enfermedad a corto plazo y medidas más duras de contención, un impacto en la actividad más persistente, y efectos adversos más severos en el tejido productivo.

"El nivel de PIB previo a la covid-19 no se conseguirá hasta mediados de 2023 en el escenario central (...) En el severo, el producto de la economía se situaría todavía al final del horizonte de proyección un 2,8% por debajo de la cota de finales de 2019. Bajo el escenario suave, este nivel se alcanzaría entre finales de 2021 y comienzos de 2022, gracias a la resolución más rápida de la crisis sanitaria y a la escasa magnitud de los daños duraderos sobre la capacidad productiva de la economía", señalan. 

Riesgo de que se cumpla el escenario más negativo

La evolución del PIB en los próximos dos años determinará también la de la tasa de paro. Según sus estimaciones, la tasa de desempleo cerrará el año entre un 15,7% (en el mejor de los casos) y un 16,2% (en el peor), y prevén que siga aumentando el próximo año hasta la horquilla del 17,1%-20,5% a final del próximo ejercicio.

El Banco de España cree que el escenario central es el más factible a día de hoy, pero ve riesgo de que se desvíe finalmente hacia el escenario severo. 

"A fecha de hoy, el escenario más probable sería el central. No obstante, los riesgos al crecimiento del PIB bajo el mismo estarían moderadamente orientados a la baja. Ello se derivaría, fundamentalmente, de que la evolución epidemiológica sea más adversa a la que subyace a la construcción de este escenario, que comporte la necesidad de introducir limitaciones durante un periodo de tiempo más prolongado", advierten.

Los fondos UE no generarán tanto crecimiento

Por primera vez, el Banco de España ha incluido en sus previsiones el impacto de la ejecución de los fondos procedentes de la Unión Europea en el crecimiento económico de 2021. 

Aún así, no creen que el multiplicador fiscal vaya a ser tan elevado como espera el Gobierno, lo que les lleva a pronosticar que estos fondos contribuirán con 1,3 puntos al PIB, y no con 2 puntos como recoge el Ejecutivo en sus Presupuestos Generales del Estado. 

Se muestran también algo más cautos en cuanto a los plazos de ejecución, ya que el Gobierno de España, junto al de Francia, han sido los "más ambiciosos" de la UE tanto en el volumen de fondos que prevén absorber como en los plazos de su ejecución, señalan. 

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba