Noticias de Banco Popular Deloitte veía un agujero inmobiliario de 5.300 millones en Popular en el mejor escenario

Tras meses de espera, la JUR ha dado a conocer los detalles del informe de Deloitte en el que se apoyó en la resolución de Popular

Un cajero de Banco Popular
Un cajero de Banco Popular europa press

Banco Popular tenía, en el mejor de los escenarios, un agujero inmobiliario de 5.300 millones de euros. Ésta es una de las conclusiones del informe de Deloitte que Europa usó para decidir la resolución y venta de Banco Popular a Santander. Un proceso en el que cientos de miles de inversores perdieron su dinero.

El informe, que calcula la valoración de Popular en un escenario de resolución (no de normalidad de negocio), analiza tres posibles escenarios para Popular. Uno optimista, con una valoración positiva, como adelantó este medio, de 1.300 millones. Uno base, dando un valor de -2.000 millones, valor que posteriormente calculó Santander. Y uno pesimista, que estimaba que Popular podía tasarse en -8.200 millones.

El principal agujero era el ladrillo. Deloitte calculaba que la entidad entonces presidida por Emilio Saracho tenía un déficit de provisiones de 5.300 millones de euros, en el mejor de los casos. De 6.600 millones de euros, en el escenario base. Y de 10.400 millones en la tasación más adversa.

La JUR ha censurado otras dos líneas clave del informe, la que estima las contingencias legales para cubrir demandas, y la de resolver alianzas.

El informe de la 'Big Four' tuvo en cuenta siete ámbitos diferentes de las cuentas de la entidad, cuyo análisis se hizo con los datos sin auditar y de sólo del primer trimestre de 2017, hasta el 31 de marzo de 2017. 

De esta forma, Deloitte valoró los apartados de: 'préstamos y cuentas', 'activos inmobiliarios', 'activos por impuestos diferidos', 'contingencias legales' (censurado), 'activos intangibles', 'renta fija y variable' y 'joints ventures' (censurado). 

Así, en el apartado de préstamos y cuentas el informe valoró al Banco Popular en -2.700 millones (en el mejor de los casos), en -7.000 millones en el caso más estresado y en -3.500 millones en la mejor estimación. 

Los activos inmobiliarios, en el mejor de los casos hubiera supuesto unos -2.600 millones y en el estado más estresado sería de -3.400 millones. La mejor estimación, sería de -3.100 millones.

Los activos por impuestos diferidos mostraban un agujero de 3.000 millones en el caso más estresado y de -2.700 millones en el mejor de los casos. Por otro lado, los activos intangibles. Deloitte planteó un escenario estresado de -2.600 millones, y en el mejor de los casos, uno de -2.200 millones.

Por último, la renta fija y variable se valoró en todos los escenario en torno al medio millón de euros en negativo. Tanto las contingencias legales, como las 'joint ventures' han sido censuradas. 



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba