Banco Santander

Santander sube un 5% el dividendo y revisa su cartera en Reino Unido por el Brexit

Banco Santander anuncia a sus accionistas una mejora del dividendo del 5% para 2017. Repartirá 22 céntimos, 18 en efectivo y 4 vía scrip dividend. La presidenta Botín ve ya superados los problemas regulatorios en EEUU y apuesta por crecer en esta economía.

Ana Botín, presidenta de Santander.
Ana Botín, presidenta de Santander. Efe

Banco Santander sube el dividendo por segundo año consecutivo. La presidenta de la entidad, Ana Botín, ha anunciado este viernes una mejora de la remuneración al accionista, tal y como adelantó este medio.

Pasará de esta forma de 21 céntimos por acción (que se repartió con cargo a los beneficios de 2016), hasta 22 céntimos con cargo a los resultados de este ejercicio, un 5%. Además, va subiendo el peso del dividendo en efectivo, del que se repartirán 18 céntimos, frente a los 4 vía scrip dividend (el cliente puede elegir cobrar en acciones o cash). Aun así, todavía se está lejos de los 60 céntimos que repartía el banco cuando Botín llegó a la presidencia.

Los 22 céntimos era lo que prevía la mayor parte de los bancos de inversión, aunque algunos inversores esperaban que pudiera llegar a los 23 céntimos. En su plan estratégico, Botín se comprometió a ir subiéndolo año a año.

La presidenta ha dado un discurso muy centrado en digitalización y en el que apenas se han mencionado grandes retos como el Brexit o la volatilidad en Latinoamérica por la llegada de Donald Trump a la Casa Blanca. No ha sido hasta el turno de respuesta a los accionistas cuando ha reconocido que la entidad está revisando las carteras de créditos, en especial la hipotecaria, en Reino Unido, para evaluar el impacto del Brexit.

Respecto a la digitalizacion, ha anunciado que se van a invertir 1.900 millones al año en tecnología. Entre las apuestas subraya el relanzamiento de Openbank, previsto para las próximas semanas.

Problemas en Estados Unidos

Botín se ha detenido principalmente en la situación en Estados Unidos. Tras todos los problemas sufridos en los últimos años con los reguladores, la banquera ha señalado que "hemos mejorado el equipo y el gobierno corporativo y estamos muy satisfechos con los progresos". "Estamos muy compretidos con Estados Unidos", añade. El objetivo es "acercar" la rentabilidad en el país a la de otras regiones "a medio plazo".

La financiera ha reafirmado los objetivos del banco para 2017 y 2018, "a pesar de que prevemos un entorno de volatilidad y de factores exógenos al grupo que nos afectarán en algunos países". El Brexit y los efectos de las políticas de Trump para algunos países latinoamericanos, son algunos de los retos exógenos, como los define Botín.  

El consejero delegado dice que la prioridad en España es el crecimiento orgánico, lo que le alejaría de Popular

"En tres años hemos aumentado en 19.500 millones el capital, 12.000 millones de manera orgánica y 7.500 millones", ha resaltado Botín.

Por su parte, el consejero delegado, José Antonio Álvarez, ha insistido en esta idea señalando que "es una generación de calidad porque lo hemos hecho orgánicamente. A diferencia de otras entidades, no hemos necesitado vender negocios, restringir el crecimiento o recortar el dividendo".

Plan estratégico

Álvarez ha recordado las prioridades para 2017: aprovechar el crecimiento en mercados emergentes; ganar por comisiones en los desarrollados; mantener "bajo control" los costes; reducir las provisiones; y acercar la rentabilidad al objetivo del 11%.

Respecto a la estrategia en España, Álvarez ha destacado que "seguiremos centrados en crecer en cuota de mercado de manera orgánica y rentable", lo que le alejaría de una posible operación corporativa con Banco Popular.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba