Economía

La banca española se hunde en Bolsa arrastrada por el caos italiano

El Ibex 35 se ve arrastrado por el auge de los populismos en Italia tras la presentación del Plan de Estabilidad Presupuestaria que apuntan a un déficit del 2,4% del PIB. Se trata de un aumento necesario para que el nuevo Gobierno pueda cumplir con alguna de las promesas electorales más polémicas

Interior de la Bolsa de Madrid.
Interior de la Bolsa de Madrid. Europa Press.

Nuevo varapalo para las Bolsas europeas provocado por el auge de los populismos en Italia. El Ibex 35 ha cerrado la jornada con una caída del 1,45%, hasta los 9.400 puntos. 

En esta jornada, ningún banco se salva de la sangría. Las tesis populistas de los partidos del Gobierno italiano se han impuesto y no se descarta que esto genere un enfrentamiento entre Italia y el resto de la Unión Europea, según apunta Link Análisis. 

Bajo su punto de vista, es del todo imprudente que un país con una deuda pública por encima del 130% y con un crecimiento económico de los más bajos de la Zona Euro no haga un esfuerzo para controlar su déficit público. Además, esta decisión podría suponer un nuevo castigo a los mercados de bonos y de renta variable italianos, pudiéndose extender al resto de mercados de la Zona Euro, especialmente a los periféricos.

De hecho, ya ha empezado a afectar a las entidades españoles, que vuelven a verse duramente castigadas, siendo Bankia el más perjudicado al cierre, con una caída del 3,2%. Le sigue Santander (3,2%); BBVA (1,9%)  Sabadell (2,9%); Bankinter (1,4%) y CaixaBank (1,08%).

La prima de riesgo italiana se ha disparado a los 247 puntos básicos, tras una subida superior desde los primero compases de la sesión. El bono a 2 años también ha repuntado de manera similar, afectando al resto de bonos perífericos como el español. Así, la prima de riesgo española se sitúa levemente por encima de los 100 puntos básico. 

La banca, el sector que más sufre ante una crisis de confianza

No solo los bancos españoles están experimentando fuertes caídas. El Eurostoxx Banks, el índice que recoge la cotización de los principales bancos del Viejo Continente, se está despeñando un 4%. Como es lógico, los bancos italianos son los que más están sufriendo, con una caída del 11% para la tercera entidad del país, Banco BPM, mientras que UniCredit e Intesa Sanpaolo ceden entorno a un 8%.No obstante, el contagio llega también hasta los bancos alemanes, con descensos del 5,33% para Commerzbank y del 3,9% para Deutsche Bank.

En Francia, Credit Agricole y Société Générale pierden un 4,93% y un 3,71% respectivamente. Los bancos británicos, aunque en menor medida, también se resienten, con descensos superiores al 2% para Barclays y Lloyds y del 3% para RBS. 

Joaquín Robles, analista de XTB, explica que la banca siempre es el sector más vulnerable a crisis políticas, pues el negocio de las entidades es siempre el que está más vinculado a la confianza económica.

Josep Prats, gestor de renta variable europea de Abante, subraya que esta reacción del mercado es un mensaje evidente a que hay que tener cuidado con los Presupuestos y las políticas que se hacen. Prats destaca que el mayor miedo que existe ahora es que se pueda fragmentar el euro, ya que Italia es las cuarta economía europea y con las medidas de este Gobierno populista puede verse afectada su credibilidad ante Bruselas. 

Italia, una apuesta arriesgada

El departamento de análisis de Bankia considera que es muy arriesgado para el mercado depositar mucha confianza en Italia. La entidad subraya que es muy probable que la prima de riesgo italiana vuelva a los máximos de agosto ante la pérdida de credibilidad de su ministro de Economía, cuya dimisión no descarta. 

Los presupuestos elaborados, muy probablemente, van a provocar un nuevo enfrentamiento con la Comisión, que tiene que aprobarlos el 15 de octubre. Además, es previsible una rebaja de su rating (Moody’s será seguramente la primera) y un mantenimiento de las perspectivas negativas por las dudas sobre la sostenibilidad de la deuda del país a medio y largo plazo.

Las medidas populistas

Entre las medidas recogidas en los nuevos presupuestos se encuentra la implantación de una renta básica garantizada para las personas en riesgo de exclusión, que supone un costa superior a los 10.000 millones de euros, el aumento de las pensiones mínimas, amnistía fiscal, rebajas fiscales para autónomos y pequeñas empresas (1.500 millones de euros) y la "cuota 100", que implica que los trabajadores podrán jubilarse cuando la suma de su edad y la de los años cotizados alcance 100.  Además, tampoco se plantea una subida del IVA y se prevé un incremento de la inversión pública. 

Se trata de unos presupuestos muy expansivos y que han provocado una reacción muy negativa en el mercado. Algo parecido podría suceder en España en el caso de que el Ejecutivo de Pedro Sánchez decidiera llevar a cabo todas las medidas que están ahora encima de la mesa. 



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba