Economía

La banca de DIA presiona a Santander para firmar un acuerdo "inminente" con Fridman

Santander se resiste a firmar un acuerdo definitivo con LetterOne, el grupo de Mikhail Fridman, que evite que DIA presente concurso de acreedores. Javier García-Carranza, con fama de duro, lidera la negociación por parte de la entidad

Supermercado DIA
Supermercado DIA Tere García

Los bancos acreedores de DIA presionan a Santander para que firme un acuerdo definitivo con LetterOne, el grupo de Mikhail Fridman y primer accionista de la compañía española, con el 29,5% del capital. De acuerdo a varias fuentes financieras, es el banco presidido por Ana Botín, el único que se está resistiendo a firmar el acuerdo.

Las fuentes consultadas señalan que esperan que Santander, el mayor acreedor de DIA, acepte entre esta tarde y mañana viernes firmar un acuerdo, "inminente" que evite la entrada en concurso de acreedores de la cadena de supermercados española. 

El lunes 20 de mayo se cumple el plazo previsto para que DIA pueda equilibrar sus cuentas y salir de la situación de disolución en la que se encuentra; de no hacerlo, tendría que acogerse a la Ley Concursal y solicitar preconcurso o directamente concurso voluntario de acreedores. La medida pondría en riesgo los 40.000 empleos de DIA y el negocio de sus franquiciados.

"No entendemos la posición de Santander, ha llegado a levantarse de la mesa", dicen fuentes financieras

LetterOne, que ha lanzado una OPA sobre DIA ofreciendo 0,67 euros por acción, efectuaría una ampliación de capital de 500 millones de euros que serviría para equilibrar las cuentas de la empresa española y pagar parte de la deuda debida a bonistas. Pero para ello requiere a la banca una ampliación en los plazos de pago de la deuda financiera de DIA y una nueva línea de crédito.

Un hueso duro en la mesa

Además de Santander, forman parte de los bancos acreedores de DIA, Caixabank, BBVA, Bankia, Deutsche Bank, ING, Société Générale y BNP Paribas. "Ahora mismo están habiendo reuniones, telefónicas, entre Londres y Madrid; Santander no está siendo claro con lo que quiere, pide a LetterOne que haga otro planteamiento, y estos dicen a su vez que lo hagan ellos...", comentan las fuentes financieras.

"Santander ha llegado a levantarse de la mesa de negociación", comentan fuentes financieras. "No entendemos muy bien la posición que está tomando, pero esperamos que entre hoy y mañana se pueda firmar un acuerdo", indican. 

Por parte del Santander, explican las fuentes consultadas, es Javier García-Carranza quien está liderando la negociación con LetterOne, la persona en la que Ana Botín ha depositado su confianza para poner orden en complejas reestructuraciones financieras y participaciones empresariales.

García-Carranza financió con Morgan Stanley grandes operaciones inmobiliarias en España

Javier García-Carranza ha liderado algunas de las negociaciones más espinosas del primer banco español con compañías en situaciones críticas, y tiene fama de no ser de los que les tiembla el pulso cuando de reclamar una deuda se trata.

Santander le fichó en 2016, procedente de Morgan Stanley, donde llevó a cabo, desde Londres, operaciones que suman decenas de miles de millones de euros, entre otras, gran parte de la financiación del boom inmobiliario español (Martinsa Fadesa, Gecina, Metrovacesa, Reyal...).

Es precisamente Morgan Stanley la entidad que se había comprometido a asegurar una ampliación de capital para DIA por importe de 600 millones de euros, que contaba con el apoyo de Santander. Sin embargo, en la Junta celebrada por la empresa en marzo, los accionistas rechazaron dicha opción.

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba