Renting

Una startup impulsa la moda en España de no tener vehículo en propiedad

Disponer de coche sin complicaciones (sin tener que estar atento a la ITV, costear su mantenimiento o pagar un seguro) es la opción que propone a sus clientes Swipcar  

Imagen de una persona ofreciendo las llaves de un coche.
Imagen de una persona ofreciendo las llaves de un coche. Vozpópuli

La idea de tener coche puede cambiar radicalmente gracias a una nueva startup que ha nacido en España con el objetivo de facilitar la vida a los conductores. Se trata de Swipcar, una empresa que surgió hace siete meses de la iniciativa de tres jóvenes españoles radicados en Barcelona.

Su objetivo es ofrecer al cliente la posibilidad de tener un coche sin que "llevarlo al taller, la ITV, el impuesto de vehículos o el seguro nos quiten el sueño", explican. ¿Cómo? Los jóvenes han traslado el concepto del alquiler de viviendas al mundo del motor. Proponen poder alquilar un coche desde 1 hasta 48 meses sin tener que estar 'soportando' las cargas añadidas que la compra de un vehículo supone. "Para eso estamos nosotros. Ponemos a la disposición de nuestros clientes vehículos en perfecto estado, de 3 a 4 años como máximo y con no más de 50.000 kilómetros", indica uno de los socios, Julio Ribes.

Desde Swipcar consideran que, al igual que cuando un usuario compra un móvil "lo más probable es que se lo cambie a los 2 o 3 años, adquirir un vehículo no debería de atar al dueño por mucho más tiempo", asegura. Los avances tecnológicos y en seguridad son las razones que arropan esta idea. 

"Un coche con 10 años suele estar muy desfasado. ¿Por qué no poder cambiar de vehículo cada cierto tiempo para mejorar en calidades?", se preguntan. La fórmula ya funciona en EEUU y Reino Unido. 

Comparadores

Swipcar o como le empiezan a llamar 'el Airbnb de los coches', funciona como esta plataforma de software: ellos no disponen de coches, son los principales proveedores de coches del país los que se los facilitan. En total trabajan con Swipcar más de 150. Desde Banco Sabadell, pasando por el banco francés ALD, Athlon (del grupo Mercedes Benz) y diferentes concesionarias. "De todos ellos sólo escogemos las mejores ofertas que lanzan y esas son las que sacamos a la luz en nuestra web. Hacemos la función de comparador", aseguran. Los precios oscilan desde los 200 euros al mes "hasta lo que un cliente quiera gastarse. Pero igualmente sale más barato que comprarse un coche", especifican. 

Alquilar con Swipcar sale más barato que comprarse un coche, ya que libera al dueño de las cargas de mantenimiento, ITV y seguro

Contar con proveedores de renombre no es casualidad. De esta manera, la empresa se asegura de que los vehículos respondan a altas calidades y de poder dar una cobertura a nivel nacional. "Funcionamos por toda España, incluso realizamos entregas a domicilio si el cliente así lo solicita", añaden. 

Y, por el momento, el nuevo concepto de tener coche parece que está adoptando cada vez más seguidores. El renting crece a casi ritmos del 20% y las cifras de negocio de Swipcar así lo demuestran. "Cada mes crecemos más que el anterior. Estamos muy contentos con la respuesta que está teniendo entre la gente. Acabamos de cerrar en notas convertibles (pre ronda de inversión) los primeros 50.000 euros", especifican. 

Con una previsión de 200 clientes recurrentes a final de año, estos jóvenes emprendedores esperan doblar la cifra en menos de dos años. "Queremos liderar este cambio. Nos hace felices ofrecer coches al cliente de una manera fácil, sin complicaciones", concluyen. 



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba