Economía

El Supremo obliga al Estado a devolver 1.350 millones a Caixabank, Bankia y Santander por el Castor

Los bancos recuperan con esta decisión el capital que aportaron para facilitar el cierre del almacén submarino de gas

Plataforma de perforación del almacén de gas Castor, ubicada 30 kilómetros mar adentro frente a las costas de Vinaroz.
Plataforma de perforación del almacén de gas Castor, ubicada 30 kilómetros mar adentro frente a las costas de Vinaroz. EFE

Caixabank, Bankia y Banco Santander recuperarán los 1.350 millones de euros por el cierre del almacén de gas Castor. El Tribunal Supremo ha fallado a favor de los bancos y obliga al Estado, tras dos años de pleitos, a pagar el dinero que utilizó para compensar a ACS y al grupo canadiense Dundee. 

El Supremo obliga al pago de los intereses devengados de este proceso. El fallo a favor de la banca pone fin a una disputa de dos años. La cuantía total se divide en 700 millones para el Banco Santander, 400 millones de los que asumió CaixaBank y Bankia recibirá los 200 millones restantes.

En abril de 2018, las tres entidades impugnaron la desestimación por silencio por parte del Consejo de Ministros, de la reclamación de daños y perjuicios que se habían ocasionado al haber adelantado a Enagás, gestora de la infraestructura. La reclamación se elevaba hasta los 1.350 millones de euros, que era el dinero que habían avanzado para recuperarla posteriormente, con intereses, durante un plazo de treinta años a través de la factura del gas.

La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) suspendió los pagos a Santander, CaixaBank y Bankia en enero de 2018 tras esa sentencia que en diciembre de 2017 declaró inconstitucional el Real Decreto Ley para hibernar la instalación y dejó sin cobertura jurídica esos pagos.  

Seísmos

Las obras de Castor provocaron una serie de seísmos que pusieron en contra del proyecto a los ciudadanos de las provincias de Castellón y Tarragona. En septiembre de 2013, el Ejecutivo suspendió la actividad del almacén de gas tras los seísmos registrados en la zona; cuatro años después, el Tribunal Constitucional anuló la indemnización de 1.350,7 millones de euros concedida a Escal UGS por la hibernación del proyecto. 

La plataforma Castor se levantó para explotar un antiguo depósito natural de petróleo situado bajo el lecho marino a unos 21 kilómetros de la costa de Castellón. La infraestructura tenía como objetivo crear un almacén para grandes cantidades de gas para luego poder extraerlo con rapidez en épocas de gran demanda y poca disponibilidad.

Así se evitarían grandes fluctuaciones en el precio del combustible. El Castor pertenecía a Escal UGS, una empresa participada en un 66,67% por ACS. El resto era de la empresa canadiense CLP. Además de la plataforma de inyección y extracción en el mar, el Castor incluía también una conducción submarina y una estación de procesamiento en la localidad castellonense de Vinaròs.

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba