Economía

Metro de Madrid prepara un “concurso de urgencia” para sustituir a Ombuds

La empresa de seguridad, que actualmente gestiona un administrador concursal, finalizará su vigilancia de las lineas 7 y 9 a finales de abril. Ningún competidor quiere asumir las deudas y los puestos de trabajo

Vigilante de seguridad en el Metro de Madrid.
Vigilante de seguridad en el Metro de Madrid. Efe.

Metro Madrid prepara un concurso con "carácter de emergencia" y "de corta duración" para encontrar una empresa de seguridad que pueda dar el servicio de seguridad de Ombuds. La empresa, que actualmente está gestionada por un administrador concursal, dejará de dar servicio a partir del 30 de abril en las transitadas líneas 7 y 9 de la infraestructura madrileña.

Según explican fuentes conocedoras de esta crisis, la empresa pública emitirá en los próximos días las condiciones de esta adjudicación. Un documento que deberá incluir un esfuerzo extra para llamar la atención de los candidatos. La plaza de Ombuds viene acompañada de una deuda que ronda los dos millones de euros y la subrogación de los contratos de 295 de trabajadores que protegen ambas líneas. 

Este escenario es poco apetecible para los grandes del sector como Prosegur o Securitas. Illunion es otro de los nombres deseados por los propios trabajadores. La compañía de la ONCE ya es la responsable de vigilar tanto la línea 10 como la 12 y Metro de Madrid le ha intentado seducir, según detallan estas mismas fuentes, para asumir el servicio de Ombuds.

Con este escenario, UGT reclama a Metro de Madrid que tenga un 'plan b' por si queda desierto este concurso de urgencia. "La dirección nos asegura que de momento no hay un segundo plan", detallan desde el sindicato. La empresa, que no ha querido responder ante las preguntas de este medio, ha asegurado a los representantes de los trabajadores que la licitación contará con los requisitos necesarios para que las empresas presenten ofertas. "En UGT seguimos insistiendo en que deberían contar con otras alternativas por si acaso", apuntan. 

Única salida

Los trabajadores de Ombuds en Metro de Madrid se agarran al clavo ardiendo de un nuevo 'jefe'. Porque la otra alternativa es quedarse sin trabajo. Desde que el administrador concursal descartarse la opción de vender la compañía, los trabajadores que puedan subrogar el puesto con otra empresa mantendrán el empleo y el resto irán al Expediente de Reuglación de Empleo (ERE) que actualmente negocian ambas partes. 

Una situación complicada para 295 familias que aún tienen deudas pendientes con la empresa. Ombuds entró en un proceso concursal el pasado mes de julio al no poder afrontar pagos pendientes. Entonces se les dejó a deber la nómina de junio y la extra de julio, un montante que oscila entre los 3.000 y los 5.000 euros por cada trabajador. 

Demanda en los tribunales 

El otro frente de Metro de Madrid y Ombuds llega en los tribunales. El sindicato Alternativa Sindical ha denunciado a ambas empresas ante los Juzgados de Madrid por no asumir la “responsabilidad solidaria de la deuda” que el grupo Ombuds dejó en estos empleados.

Metro de Madrid se enfrenta a una demanda colectiva el próximo día 18 de marzo de 2020 a las 11.20h ante el Juzgado 27 de Madrid, por no abonar las nóminas atrasadas de los casi 500 vigilantes que subcontrataron tras la quiebra de Ombuds.

Según afirma Alberto García, portavoz de este sindicato, según la doctrina del Tribunal Supremo, Metro de Madrid es responsable solidario de la deuda y por tanto se le pueden reclamar estos impagos en virtud de “ doctrina del Tribunal Supremo en relación a una resolución dictada por el Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE)”. 

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba