Economía

MásMóvil ha invertido más de 1.300 millones en comprar operadores

El operador amarillo se ha hecho con al menos 10 compañías desde 2014

Meinrad Spenger, consejero delegado de MásMóvil.
Meinrad Spenger, consejero delegado de MásMóvil. Efe.

MásMóvil, el cuarto operador de telecomunicaciones del país por volumen de clientes, ha desembolsado al menos 1.292 millones de eurosen comprar más de una decena de compañías del sector desde desde 2014. La compañía, fundada en 2006 por el austriaco Meinrad Spenger y el noruego Christian Nyborg, lleva más de tres años sin perder un sólo cliente en portabilidades y está siendo un competidor duro de roer para Movistar, Vodafone y Orange.

La entrada de MásMóvil en el mercado de las telecomunicaciones español se produjo hace 14 años, pero no fue hasta la compra de Yoigo, en 2016, cuando dio el salto desde la liga de los OMV (Operadores Móviles Virtuales) hasta la de las grandes telecos. Una compra por la que desembolsó 612 millones, y que es la más cuantiosa de todas las que ha realizado hasta la fecha. La compra de Lycamobile anunciada ayer ha sido la segunda en volumen, con 372 millones de euros. Con esta operación la teleco amarilla pasa a tener un total de 10,5 millones de clientes. Hasta ahora contaba con unos 9 millones de usuarios.

MásMóvil desembolsó por Pepephone un total de 158 millones de euros. Tras la adquisición de la compañía de lunares propiedad de Javier Hidalgo (Globalia) se produjeron otras compras de menor tamaño, como es el caso de Lebara (55 millones), Llamaya (29,7 millones), Neo (27 millones), Xtra Telecom (23 millones) o Neutra (15,5 millones). Por el camino también ha habido otras operaciones con OMVs, como la compra de Hits Mobile u Oceans, pero no se ha facilitado el montante de las operaciones.

La compra más cara de MásMóvil fue la de Yoigo, por la que tuvo que abonar 612 millones de euros

Orientada al low cost

La filosofía de MásMóvil es competir en precio. Su política tarifaria es tan agresiva que ha provocado un descenso más o menos generalizado de los precios en el sector de las telecomunicaciones. Es algo asumido por sus competidores, quienes también incluyen entre los factores de este descenso al empuje de los OMV. La consecuencia final ha sido un recorte del ARPU (ingresos por usuario) en los clientes de telefonía móvil de Vodafone y Orange.

En el caso de Vodafone el descenso medio ha sido de 18,4 euros a 16,2 euros desde 2018. Por su parte el ingreso medio por cliente de Orange ha caído desde los 16,3 euros a los 15,3 euros en el mismo periodo de tiempo.

Se trata de un dato, el del ARPU, por el que Meinrad Spenger fue preguntado en varias ocasiones en la rueda de prensa de resultados de MásMóvil de la semana pasada. "No facilitamos ese tipo de información, no queremos dar pistas a nuestra competencia", explicó el directivo.

Telefónica tampoco desglosa los datos de ARPU de sus clientes de telefonía móvil. Sí da la cifra conjunta (fijo y móvil). Cada usuario del operador paga de media 90,6 euros, según el último informe trimestral publicado por la compañía de telecomunicaciones. La cifra supone un crecimiento del 1,7% en el periodo interanual.

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba