IPC

El IPC imparable: Sube al 0,7% en octubre, su tasa más alta en tres años

La subida se debe al aumento de los precios de los carburantes (gasoil y gasolina) y de la electricidad, frente al descenso que experimentaron en igual mes de 2015.

Billetes de euro.
Billetes de euro. CCO

El IPC ha cogido carrerilla y ahora no hay quien le pare. En octubre subió un 1,1% respecto al mes anterior y elevó cinco décimas su tasa interanual, hasta el 0,7%, su nivel más alto desde agosto de 2013, según los datos publicados este martes por el Instituto Nacional de Estadística (INE), que coinciden con los que avanzó a finales del mes pasado.

¿Por qué sube tanto la inflación? La gasolina y la luz explican todo el repunte. De hecho, la inflación subyacente, que no incluye los elementos más volátiles del IPC, se mantuvo estable en la tasa del 0,8% en el décimo mes del año. Esto ha provocado que la diferencia entre estas dos tasas de inflación sea la más baja de los últimos dos años.   

Con el repunte de octubre, el IPC interanual suma seis meses consecutivos de incrementos. Además, la tasa de octubre es la segunda positiva tras ocho meses consecutivos de valores negativos. En cualquier caso, la inflación lleva ya 39 meses por debajo del 2%, el objetivo del Banco Central Europeo (BCE) y 37 meses por debajo del 1%.

Si nos fijamos en las cifras mensuales, el IPC subió un 1,1%, su mayor aumento en cualquier mes desde abril de 2012, cuando los precios se incrementaron un 1,4%. Este repunte mensual se debe a la nueva temporada de invierno en vestido y calzado y al encarecimiento de la electricidad y la gasolina.

Los precios de la gasolina y la luz subieron considerablemente en octubre, mientras que los de los alimentos bajaron

Para entender la subida anual del IPC hay que ver sus componentes. El INE atribuye el repunte de la tasa interanual de octubre al comportamiento del transporte, que elevó su tasa casi dos puntos respecto a septiembre, hasta el 1,7%, debido al encarecimiento de los carburantes y lubricantes.

También influyó el grupo de vivienda, que incrementó casi 2,5 puntos su tasa anual, hasta el -0,4%, por la subida de los precios de la electricidad y, en menor medida, del gasóleo para calefacción y el gas.

En el lado de los descensos destacaron los alimentos, que redujeron su tasa cinco décimas, hasta el 0,3%, por la estabilidad de los precios de las frutas frescas y los aceites frente al aumento que experimentaron en 2015, y el ocio y la cultura, que recortó cuatro décimas su tasa interanual, hasta el -1,9%, por la bajada de los precios de los viajes organizados.

El IPC en positivo en todas las CC.AA.

Si analizamos las rúbricas, los mayores ascensos de precios los experimentaron las patatas y sus preparados (+11,5%); crustáceos, moluscos y preparados de pescado (+4%); frutas en conserva y frutos secos (+3,7%) y comunicaciones (+3,2%).

En el lado opuesto, las rúbricas que experimentaron los mayores descensos de precios fueron las legumbres y hortalizas frescas (-5,5%); los objetos recreativos (-3,8%) y el transporte público interurbano (-3%).

En octubre, los precios se situaron en positivo en todas las comunidades autónomas. Las tasas más elevadas las presentaron Asturias y Navarra (+1%), mientras que la tasa positiva más baja se dio en La Rioja (+0,3%).


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba