PGE El Gobierno vuelve a eliminar el límite del 3% del Fondo de Reserva para sacar otros 10.000 millones

Las cuentas incluyen un préstamo por parte del Estado para hacer frente a las pagas extra, pero habrá que sacar al menos otros 10.000 millones del Fondo si la factura es la misma que en 2016. Eso dejaría la 'hucha' en 5.000 millones al cierre de 2017.

La ministra de Empleo y Seguridad Social, Fátima Báñez
La ministra de Empleo y Seguridad Social, Fátima Báñez Fernando Alvarado

Si algo demuestran los Presupuestos de 2017 es la dificultad que afronta el Gobierno para pagar las pensiones. Vuelven a ser la principal partida del gasto al acumular 4 de cada 10 euros de las cuentas, contarán con un préstamo del Estado de más de 10.000 millones financiado a través del Tesoro y el Gobierno se ha asegurado de poder sacar cuanto necesite del Fondo de Reserva eliminando una vez más la limitación del 3%. De hecho, necesitará otros 10.000 millones si la factura es la misma que la de 2016.

Y es que todos los analistas coinciden en una cosa: el envejecimiento de la población va a ser uno de los grandes quebraderos de cabeza de este Gobierno y de los que le sucedan en La Moncloa. Pero la factura de las pensiones no se puede dejar de pagar y por eso el Gobierno se ha asegurado de disponer de todos los medios a su alcance para garantizar las prestaciones. 

El Fondo de Reserva se creó en el año 2000 para hacer frente a los desequilibrios coyunturales entre ingresos y gastos de la Seguridad Social. Se nutrió durante años de los excedentes obtenidos durante el periodo de bonanza económica y con algunas aportaciones hechas en los primeros años de la crisis (2008 y 2010). En total, del año 2000 al año 2015 se aportaron 52.113 millones de euros.

La Ley que regula el Fondo de reserva limita al 3% del gasto total en pensiones contributivas y gastos de gestión la cantidad que se pueden retirar cada año. Pero el tremendo agujero generado en el sistema durante la crisis llevó al Gobierno a eliminar esta limitación para los años 2012, 2013 y 2014 a través de un decreto ley para garantizar las prestaciones. Y volvió a hacerlo en 2015 y 2016 a través de los Presupuestos Generales del Estado del año 2015.

Las cuentas de 2017 eliminan una vez más la limitación del 3% con la que nació el Fondo de Reserva

Todo apuntaba a que en 2016 no se tocaría el fondo porque está prácticamente en los huesos: hoy en día cuenta solo con unos 15.000 millones tras los saqueos de 2012 (7.003 millones), 2013 (11.648 millones), 2014 (15.300 millones), 2015 (13.250 millones) y 2016 (20.136 millones). De hecho, el Gobierno ya había dicho que emitiría deuda pública para garantizar las pagas extra y no agotar así el remanente del Fondo.

Pero parece que ha cambiado de opinión. Ha vuelto a usar los Presupuestos de 2017 para eliminar ese límite del 3%. En concreto, las cuentas dicen que "para atender las insuficiencias de financiación de las pensiones de carácter contributivo y demás gastos necesarios para su gestión, la Seguridad Social aplicará, también en 2017, el régimen excepcional de disposición de activos del Fondo de Reserva de la Seguridad Social, en virtud del cual no resultará de aplicación el límite del 3%".

¿10.000 millones?

A pesar del cambio, en la tradicional rueda de prensa para presentar las cuentas en el Congreso, el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, quiso dejar claro que el Gobierno no tiene intención de agotar el fondo y que, precisamente por ese motivo se ha aprobado el préstamo del Estado de más de 10.000 millones. Esos 10.000 millones se conseguirán a través de emisiones de deuda por parte del Tesoro. 

Si los 10.000 millones suponen un máximo, como dijo el secretario de Presupuestos, Alberto Nadal, probablemente la cantidad que el Gobierno tendrá que sacar del fondo rondará también los 10.000 millones, lo que dejaría sus reservas en 5.000 millones. Al menos esa es la cantidad que hubo que sacar en 2016 para hacer frente a las dos pagas extra de verano y Navidad.

Lo que está claro es que los ingresos por cotizaciones siguen sin ser suficientes para pagar las pensiones. Y eso que, según las cuentas, crecerán un 7% este año y rondarán los 110.000 millones de euros. Eso sí, la experiencia ha demostrado que el Gobierno ha inflado en varias ocasiones esta previsión de ingresos, así que puede que finalmente haya que romper aún más la hucha para financiar las pensiones.



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba