Deuda Funcas: El Estado debería dejar de financiar a las CC.AA. y centrarse en las pensiones

El Estado concentra ya la mitad del endeudamiento autonómico y no debería seguir asumiendo este tipo deuda por los incentivos perversos que se generan, porque muchas comunidades están listas para salir a los mercados y porque habrá que reservar la nueva emisión para garantizar las pensiones.

Los mecanismos del Estado para asegurar la financiación de las comunidades autónomas han sido útiles. Permitieron, en su momento, alejar el fantasma de la suspensión de pagos en más de un gobierno regional. ¿Pero siguen siendo necesarios? La Fundación de Cajas de Ahorro (Funcas) lo tiene claro: hoy por hoy muchas refiones pueden financiarse por sí mismas y el Tesoro debería centrarse solo en las que aún no pueden hacerlo y en afrontar otros problemas más graves, como la garantía de las pensiones.

El informe que ha elaborado la fundación es importante, y más ahora que el Gobierno quiere dejar cerrada la reforma de la financiación autonómica este año. Y, tanto el FLA como la Facilidad Financiera, los principales instrumentos de financiación, ocuparán gran parte de la negociación. De hecho, en la Conferencia de Presidentes seis comunidades (Andalucía, Murcia, Comunidad Valenciana, Aragón, Canarias) pidieron la condonación del FLA al Gobierno

Se perdone o no, lo que no parece apropiado es que el Tesoro siga incentivando esta vía de financiación que, como dice Funcas, subvenciona el tipo de interés y desincentiva la salida al mercado de las CC.AA. "Alejar por mucho tiempo a los inversores de las comunidades supondrá costes de reentrada en el futuro que se podrían evitar", sostiene. A no ser, claro, que esta política tenga vocación de permanencia, algo que no parece probable y que, según la fundación, podría contradecir el principio de autonomía financiera.

Y es que Funcas cree que el hecho de que el Tesoro siga financiando a las comunidades puede generar incentivos perversos en la estabilidad presupuestaria y asimetrías en el reparto de recursos. Y, lo que es más importante, puede que no sea necesario, puesto que el contexto económico actual permite a gran parte de ellas volver al mercado. Por eso, cree que el Tesoro debería centrarse solo en las que aún no pueden hacerlo mientras se define el nuevo modelo de financiación autonómica.

Funcas avisa de que la deuda seguirá por encima del 100% durante años

Según la fundación, esta estrategia no resultará neutra para el Estado. El aumento del 'stock' de deuda para cubrir a las CC.AA. ha sido importante y tendrá su coste en términos de rentabilidad. Esta idea cobra aún más importancia al tener en cuenta que el Tesoro tiene que gestionar una cartera de deuda récord (de un billón de euros). Y que la deuda no bajará en los próximos años y se mantendrá por encima del 100% del PIB, a pesar de lo que dice el Gobierno.

Y hay otra condición que empeora aún más este escenario: lo nuevos retos que exigirán, al menos en el corto plazo, más aumentos del endeudamiento público, como las pensiones. Y es que el Fondo de Reserva ya cuenta solo con 15.000 millones y el Gobierno no quiere llegar a agotarlo, así que optará por emitir deuda este mismo año para para garantizar las prestaciones en 2017. De hecho, Funcas admite que éste es el desequilibrio más "grave y urgente" de las cuentas públicas y ve difícil que pueda solucionarse el problema sin recurrir al endeudamiento.

El Estado tiene el 50%

En cualquier caso, el Estado suma ya el 50% del endeudamiento de los gobiernos regionales, aunque la distribución es bastante desigual. País Vasco y Navarra no han contraído endeudamiento con la Administración Central, pero ocho regiones tienen más del 60% de su endeudamiento en manos del Estado. Como se puede ver en el mapa que acompaña a la noticia, Murcia (73,5% y Comunidad Valenciana (73%) son las regiones en peor situación, aunque Castilla-La Mancha (66,3%), Baleares (63,7%) y Cataluña (62,8%) tampoco se quedan atrás. 

Según Funcas, puede que las comunidades más endeudadas sigan necesitando la ayuda del Estado, pero otras solo siguen utilizando los instrumentos por la clara subvención que está practicando el Gobierno. Así que habría que poner límites. Aún así, hay que reconocer que este año tres comunidades (Asturias, Castilla y León y La Rioja) se han sumado a País Vasco, Navarra y Madrid y han acudido al mercado de capitales a por financiación sin el auxilio del Estado.

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba