Economía

CaixaBank sale de Repsol: venderá su participación del 9,36%

El consejo de administración del banco acuerda vender en el mercado su participación en la petrolera, operación que provocará un impacto negativo de 450 millones en la cuenta de resultados del banco

Sede de CaixaBank.
Sede de CaixaBank. Tere García

CaixaBank, de acuerdo con las pautas marcadas en su actual plan estratégico, ha acordado este jueves vender en el mercado su participación del 9,36% en Repsol, según ha informado en un hecho relevante remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

La operación, que se completará en el primer trimestre de 2019, provocará un impacto negativo de 450 millones de euros sobre la cuenta de resultados del banco catalán, aunque su impacto en la ratio de capital CET1 fully loaded será prácticamente neutro.

CaixaBank, el hasta ahora primer accionista de Repsol, por delante de Sacyr (8,2%), Bank of América (5,36%) y Blackrock (4,98%) articulará la salida de la petrolera mediante dos movimientos: en primer lugar, liquidará los dos swaps con los que controla el 4,61% de la petrolera en lo que queda de septiembre, para después vender el 4,75% restante en el mercado.

Venta en el mercado

La venta de títulos en el mercado, según ha informado, comenzará "inmediantamente" y está previsto que concluya antes del final del primer trimestre de 2019. Las ventas se limitarán diariamente a un máximo del 15% del volumen negociado en el día.

CaixaBank, que reitera su objetivo de obtener un retorno sobre el capital tangible (RoTE) entre el 9 y el 11% en 2018, aclara que el número de de acciones vendidas, dependerá, en cualquier caso, de las condiciones del mercado y de una cotización que asegure un "valor razonable" para los accionistas de la entidad.

Jordi Gual y Gonzalo Gortázar, presidente y consejero delegado de CaixaBank, respectivamente, han acordado presentar su renuncia como consejeros dominicales de Repsol.

El banco atribuye la operación a los objetivos de su plan trienal lanzado en 2015, entre los que se incluía reducir el peso del consumo de capital de la cartera de participadas, que al cierre de 2014 alcanzaba el 16%.

"Al finalizar el segundo trimestre de 2018, el capital asignado a las participadas se sitúa en torno al 5%, tras completar distintas operaciones en este periodo, especialmente las ventas de las participaciones en The Bank of East Asia y Grupo Financiero Inbursa, y la toma de control en BPI", explica en una nota de prensa.



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba