Energía

Bofetón renovable: España ha generado casi un tercio de la electricidad en 2017 con gas y carbón

Se cierra un año para olvidar en el sector eléctrico, con perspectivas de elevados precios del recibo para las próximas semanas y un mix de generación que ha estado más apoyado que nunca en las fuentes más caras y con mayores emisiones: el carbón y los ciclos combinados

Un poste de la luz.
Un poste de la luz. CC

España concluirá el presente ejercicio con un récord de generación de electricidad a través de fuentes con elevados niveles de emisiones, especialmente el carbón y el gas (que alimenta los ciclos combinados). Entre ambas han contribuido a generar este año algo más de un 31% de electricidad en España, entre seis y siete puntos por encima de los registros de los últimos años. La excepción fue 2015, cuando la proporción superó levemente el 30%, aun así por debajo de las cifras de este año.

La evolución más destacada ha sido la de los ciclos combinados, que cerrarán el ejercicio siendo responsables de casi un 14% de la electricidad generada en España durante 2017. La cifra supone un incremento del 40% en relación a la proporción que se dio en los dos últimos años, y del 65% si se compara con los números de 2014. En 2017, la generación a través de ciclos combinados se irá por encima de los 33.600 gigawatios/hora, casi un 60% más que en 2014 y un tercio más que en los últimos dos ejercicios.

Mientras, la evolución de la generación eléctrica a partir de las centrales de carbón también ha sido destacada en 2017. En concreto, ha supuesto un 17,3% del total, más de tres puntos por encima de lo que se registró el año pasado. Su peso en el mix alcanzó su punto álgido en 2015, cuando fue responsable de algo más del 20% de la generación.

Unos números condicionados por las circunstancias meteorológicas que se han dado en este año, notablemente contrarias a las que se produjeron durante buena parte de 2016. Especialmente significativa ha sido la escasez de lluvias, que ha hundido la generación de la hidráulica. El descenso que ha protagonizado en 2017 en relación con el pasado ejercicio se aproxima al 50%. Y la ausencia de precipitaciones ha dejado reducidas a apenas el 25% las reservas hidráulicas del país.

El repunte eólico

El otro fenómeno atmosférico que ha obligado a que la generación de electricidad descanse en mayor medida en fuentes con mayores emisiones de dióxido de carbono ha sido la escasez de viento, aunque esta circunstancia se ha corregido de forma destacada durante la segunda mitad del año. 

De hecho, en el segundo semestre, la generación de electricidad con energía hidráulica se ha incrementado un 13,5% en relación al mismo periodo de 2016, hasta el punto que el balance de 2017 será muy similar al del pasado año en el caso de la aportación de la energía eólica, pese a que la caída registrada durante los seis primeros meses llegó a superar el 12%.

Resulta paradójico que estos números se den precisamente en el ejercicio en el que el Gobierno ha subastado cerca de 8.000 megawatios de renovables, con la meta de asegurase cumplir con el objetivo impuesto por la Unión Europea en 2020, esto es, alcanzar el 20% de la generación a través de las energías limpias. Se espera que a comienzos de 2019 pueda empezar a instalarse la nueva potencia, lo que debería repercutir en una menor dependencia de las fuentes más contaminantes.

La repercusión en el recibo

El récord en generación eléctrica a través del carbón y el gas también ha tenido su repercusión negativa en los precios, toda vez que no se trata precisamente de las fuentes más baratas. El mercado mayorista ha registrado precios elevados durante la práctica totalidad del ejercicio, aunque la máxima tensión se registró en enero, coincidiendo con los momentos de mayor demanda de todo el año.

En una de sus últimas comparecencias en sede parlamentaria, el ministro de Energía, Álvaro Nadal, señaló que el recibo de la luz habría subido, para un consumo medio, casi 80 euros a lo largo del año en relación con el ejercicio anterior.

Las condiciones meteorológicas favorables hicieron que los precios del mercado mayorista en 2016 fueran anormalmente bajos, lo que también ha contribuido a generar un contraste aún más notable.



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba