Economía

Boeing pierde 2.940 millones en el segundo trimestre por su avión siniestrado 737 MAX

El fabricante de aviones ha perdido 793 millones de dólares en la primera mitad del año, tras los dos accidentes mortales sufridos en Indonesia y Etiopía

Un boeing de la compañía.
Un boeing de la compañía. EFE

El fabricante de aviones estadounidense Boeing ha perdido 2.940 millones de dólares (2.639 millones de euros) en el segundo trimestre de 2019 por los problemas con su polémico modelo 737 MAX, tras los dos accidentes mortales sufridos en Indonesia y Etiopía, en los vuelos de Lion Air (en octubre de 2018) y Ethiopian Airlines (en marzo de 2019). 

Se trata de los peores resultados de su historia, frente a los beneficios de 4.673 millones registrados en el mismo periodo de 2018. Además, en el primer trimestre del año, ya golpeado por estos trágicos accidentes, obtuvo un beneficio neto de 2.149 millones de dólares, más de 1.200 millones menos que en el periodo anterior. En total, Boeing ha perdido 793 millones de dólares en la primera mitad del año.

Boeing ya adelantó el pasado jueves que el veto a estos aviones, que las autoridades mantienen en tierra de forma indefinida, le supondría un coste de 4.900 millones en estos resultados. "Boeing registrará un cargo después de impuestos de 4.900 millones de dólares (8,74 por acción), vinculado a sus estimaciones de potenciales concesiones y otras consideraciones para sus clientes por los problemas relacionados con la paralización de los 737 MAX y los retrasos en las entregas", explicaba.

Menos pedidos y producción más lenta

Además, la compañía ha ralentizado el ritmo de su producción por los problemas continuos que han surgido desde entonces, con 42 unidades al mes (frente a las 52 anteriores). Boeing también adelantó que este hecho le ha supuesto un coste de 1.700 millones de dólares en el segundo trimestre y que, por tanto, los márgenes de este modelo se van a ver afectados en el futuro.

La crisis se ha agravado aún más tras la pérdida de un encargo millonario de 50 aeronaves de este modelo de la aerolínea árabe de bajo coste Flyadeal. La operación estaba valorada en unos 5.900 millones de dólares. De momento, el grupo IAG, al que pertenecen Iberia y Vueling; y Air Europa, mantienen sus pedidos a la compañía.

En este sentido, los ingresos del gigante de la aviación han caído un 35% en el segundo trimestre, hasta los 15.700 millones de dólares. En un comunicado, su presidente y CEO, Dennis Muilenburg, ha insistido en que la firma está centrada en devolver al funcionamiento esa flota “con seguridad”, una vuelta al servicio que espera que se de en el último trimestre de este año.

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba