Energía

Berkeley prevé arrancar la polémica mina de uranio de Salamanca a finales de 2019

La compañía minera, que se estrenó este miércoles en la Bolsa española con una revalorización del 52%, invertirá 250 millones de euros en un proyecto que ha contado con una fuerte contestación por parte de grupos ecologistas y colectivos vecinales de la zona donde se ubica la mina

Foto de familia del estreno de Berkeley en la Bolsa de Madrid
Foto de familia del estreno de Berkeley en la Bolsa de Madrid

La mina de uranio a cielo abierto que proyecta en la provincia de Salamanca la compañía australiana Berkeley, que este miércoles cotizó por primera vez en la Bolsa de Madrid, se pondrá en marcha a finales de 2019, de acuerdo con las previsiones que baraja la empresa. A través de una operación de listing (en la que una empresa comienza a cotizar en un mercado sin que los socios tengan que poner a la venta acciones), Berkeley se estrenó en el parqué de la Plaza de la Lealtad con una subida del 51,9%.

El consejero delegado de Berkeley, Paul Atherley, protagonista del tradicional toque de campana que jalona el estreno de una empresa en el parqué, explicó que aún tienen que resolver una serie de trámites para comenzar las operaciones. Actualmente, está a la espera del dictamen del Consejo de Seguridad Nuclear sobre la construcción de la mina. La previsión es que esté resuelto antes de que finalice el presente año.

A partir de entonces, Berkeley podrá empezar las obras, que cuentan con una duración aproximada de doce meses, con lo que podría arrancar a finales de 2019, aunque no sería hasta 2020 cuando funcionara a pleno rendimiento.

Tras el estreno bursátil, Atherley aseguró a Vozpópuli que Berkeley cuenta con una vocación de permanencia en España dado que no descarta emprender otros proyectos en el país aunque serían en áreas diferentes de las de la mina situada en la localidad salmantina de Retortillo. Plenamente consciente de la polémica generada entre grupos ecologistas y colectivos vecinales de la zona, el consejero delegado de Berkeley hizo hincapié en la relevante apuesta de la empresa por una región amenazada por la despoblación, con una inversión total de 250 millones de euros y la posibilidad de generar hasta 2.500 empleos directos e indirectos.

Cotización en tres mercados

La compañía asume el reto de construir una mina de uranio a cielo abierto, un modelo que apenas se da ya en Europa. En este sentido, Atherley insistió en la necesidad de explicar el funcionamiento de la instalación, que cuenta con todas las garantías de seguridad. "En principio, todos piensan que la mina consiste en cavar un enorme agujero del suelo y que después el uranio sale disparado hacia el cielo. Y no es así como funciona".

A partir de este miércoles, las acciones de Berkeley cotizan simultáneamente en los mercados de Sydney, Londres y Madrid. La intención de la compañía es buscar el foco de los mercados para atraer el interés de los inversores institucionales. Los primeros minutos de su estreno en el Mercado Continuo han sido tranquilos, sin apenas movimientos en su cotización. En la recta final de la jornada, su precio se ha disparado.



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba