Economía

BBVA invierte en una empresa que permite cambiar datos personales por productos

Se embarca en PrivacyCloud, compañía con una solución a través de la cual se pueden conseguir suscripciones a Netflix o Spotify a cambio de datos personales

Sede de BBVA.
Sede de BBVA.

BBVA ha participado como inversor principal en la primera ronda de financiación de PrivacyCloud, una startup de origen asturiano centrada en el ámbito de los datos personales. A la ronda también ha acudido el fondo La Sexta Opción, un vehículo de inversión promovido y coordinado por ILP Abogados y la Fundación Villa-Celllino.

PrivacyCloud posee una solución, denominada Werule, que permite al usuario extraer valor de sus datos, al mismo tiempo que tiene un control casi absoluto -aseguran desde la startup- sobre los mismos.

Se trata de una aplicación móvil que el usuario descarga al teléfono (posee versión tanto para Android como para Apple) y en la que ya participan marcas como el operador de telecomunicaciones Vodafone, la aseguradora Verti o PC Componentes, que pueden realizar promociones y ofertas con un alto nivel de personalización gracias a los datos cedidos por los usuarios.

PrivacyCloud es una empresa que desarrolla tecnología para que las personas puedan controlar sus datos. Facilita relaciones de confianza entre particulares y empresas con un claro beneficio para ambos y manteniendo en todo el proceso una alta protección de la privacidad del cliente

Estos deciden qué datos comparten (fecha de nacimiento, nivel educativo, nacionalidad, estado civil...) y, en función de su valor y de la cordura con la que los manejen -cosa que veremos más adelante-, pueden conseguir productos y servicios como Netflix, entradas de cine o suscripciones a Spotify. Además de la información de carácter más personal se pueden facilitar datos referentes al proveedor de Internet con el que tenemos contratado el servicio o la fecha en que vamos a renovar el seguro del coche.

Esto permite a las empresas que participan en la plataforma realizar ofertas enfocadas a cada usuario, personalizadas, con un mayor margen de acierto o contratación. La app se resume de la siguiente forma: el usuario facilita sus datos, las empresas le hacen ofertas en base a los mismos y él recibe productos y servicios.

Se premia la cordura

La posibilidad de que el usuario caiga en el error de ceder sus datos sin saber a quién lo hace o de una forma desproporcionada es algo que contempla PrivacyCloud. Y le ha puesto coto.

"Werule otorga una serie de puntos, además de por el hecho de compartir los datos, por hacerlo de una forma razonable. Con esos puntos es con los que se puede acceder a los beneficios de la aplicación. Además, en las empresas que cuentan con nuestro servicio insertamos una capa para que el usuario sepa de una forma rápida y precisa qué información de él poseen, para retirarla o modificarla cuando sea necesario", explica Sergio Maldonado, CEO de PrivacyCloud.

La intención inicial de la startup era lanzar la ronda de financiación en Estados Unidos, pero esto les obligaba a mover su negocio desde Asturias al otro lado del charco.

"Financiarnos en EEUU suponía tener sede en Boston o en otras ciudades del país... Al final, ha entrado BBVA, un inversor a largo plazo con el que continuar con nuestro proyecto, para el cual hemos desarrollado una hoja de ruta a diez años vista. En la entidad bancaria son conscientes de que el futuro pasa por que el usuario tenga todo el control de sus datos", asegura Maldonado.

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba