Infraestructuras

La dueña de Abertis resiste la presión del Gobierno italiano para que sea la salvadora de Alitalia

Atlantia rechaza participar en la compra de la antigua aerolínea de bandera italiana, para la que el Gobierno local está buscando inversores privados que eviten su práctica desaparición. La principal accionista de Abertis prefiere centrarse en potenciar el crecimiento de la concesionaria española

El consejero delegado de Atlantia, Giovanni Castellucci, con el presidente,  Fabio Cerchiai, en primer plano
El consejero delegado de Atlantia, Giovanni Castellucci, con el presidente, Fabio Cerchiai, en primer plano EFE

Atlantia, accionista de referencia junto con ACS de la concesionaria Abertis, cortó de raíz la incertidumbre generada sobre la posibilidad de que participara en la operación para la salvación de la aerolínea Alitalia, para cuya desesperada situación el Gobierno italiano busca una solución de urgencia entre el capital privado. La concesionaria italiana lo dejó claro en su junta de accionistas, celebrada este jueves en Roma: no participará en el proceso. Un alivio para Abertis, que sigue centrando los desvelos de Atlantia como corresponde a una operación  cuyo coste se ha ido por encima de los 18.000 millones.

El consejero delegado de Atlantia, Giovanni Castellucci, rechazó de forma tajante que Atlantia fuera a formar parte del proceso de rescate de Alitalia. Incluso aseguró ante los accionistas de la compañía que el asunto ni siquiera ha estado encima de la mesa del consejo de administración para su debate. "Tenemos tantos frentes abiertos ahora que no podemos permitirnos otro que, además, es especialmente complejo", apuntó el primer ejecutivo de Atlantia.

Castellucci, que también forma parte del consejo de administración de la española, insistió en la importancia de desarrollar nuevos proyectos con ACS en Abertis

El nombre de la compañía ha sonado en los últimos días en Italia como clave para la solución que busca el Gobierno conformado por la Liga y el Movimiento Cinco Estrellas para evitar la práctica desaparición de Alitalia, sumida desde hace años en el caos financiero por la falta de reacción ante el cambio que supuso en el panorama de la aviación comercial la irrupción de las low cost.

Tras fracasar opciones como las de la compañía británica Ryanair, Roma ha buscado una posible solución en casa, en la compañía de ferrocarriles Ferrovie dello Stato y también en Atlantia, con la que mantiene una muy tensa relación desde la tragedia del puente Morandi, acaecida este verano y que costó la vida de 43 personas. La concesión de la vía que da acceso a la infraestructura que se hundió está en la cartera de Atlantia, que ha llegado a ser amenazada por el Ejecutivo con la retirada de toda su cartera de concesiones en el país.

La conexión del aeropuerto de Roma

Una posible intervención de Atlantia en la crisis de Alitalia también tendría su sentido en el hecho de que la concesionaria italiana es también propietaria del aeropuerto de Roma, el principal hub de la aerolínea, con lo que su salvación también favorecería los intereses de la compañía controlada por la familia Benetton, a través de su vehículo inversor Sintonia.

En este sentido, Castellucci apuntó en la asamblea que para Atlantia sería una muy buena noticia la vuelta de una Alitalia financieramente fortalecida, capitalizada y firme. Pero, eso sí, sin su dinero.  

Aunque se ha recompuesto algo desde el pasado mes de agosto, el clima de la relación entre Atlantia y el Gobierno italiano sigue siendo de tensión. Roma ha dejado a la compañía al margen de todo lo relacionado con la reconstrucción del puente mientras que sigue en el aire la concesión. No obstante, la concesionaria no parece dispuesta a ceder a la presión.

Sin fecha para el plan de Abertis

El presidente de Atlantia, Fabio Cerchiai, manifestó hace unos días, tras un encuentro con el Gobierno, que la operación para salvar Alitalia solo estaba en el radar de la empresa por su condición de propietario del aeropuerto de Roma. Las puertas parecen definitivamente cerradas.

Una circunstancia que, sin duda, evitará posibles interferencias o retrasos en los planes de futuro de Abertis, de los que no se dieron excesivos detalles durante el encuentro con los analistas. Castellucci, que también forma parte del consejo de administración de la española, insistió en la importancia de desarrollar nuevos proyectos con ACS en Abertis. Ambos accionistas llevan tiempo preparando un plan estratégico para su participada, que aún no tiene fecha de presentación.

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba