Deportes

El Estudiantes desciende y podría jugar en LEB por primera vez en su historia

Afición del Estudiantes.
Afición del Estudiantes. Club Estudiantes

El Movistar Estudiantes, que hoy perdió en con el RETAbet.es GBC en San Sebastián por 73-78, vio consumado su descenso y podría competir en LEB, la segunda categoría del baloncesto nacional, por primera vez en su historia. Los resultados de la última jornada de la fase regular dejan oficialmente descendido a un histórico del baloncesto nacional, uno de los tres equipos que ha disputado todas las ediciones de la Liga ACB, junto a Real Madrid y Joventut de Badalona.

El conjunto colegial vio cumplidos los peores augurios en una jornada a la que llegaba sin depender de sí mismo, pero que se le puso de cara cuando ICL Manresa caía frente a Baskonia, requisito obligatorio para la permanencia madrileña. A los capitalinos sólo les faltaba cumplir con su trabajo y ganar a un RETAbet.es GBC colista y ya descendido, pero dejaron escapar inexplicablemente una renta de diez puntos en el último cuarto.

El descenso es la consumación de una muy mala temporada estudiantil, en la que el proyecto de los del Ramiro de Maeztu fracasó comenzando por su técnico Diego Ocampo, fichado tras una gran temporada en el UCAM Murcia y destituido en enero, cuando el equipo solo llevaba tres victorias en 16 encuentros. Junto al entrenador, tampoco dieron el nivel previsto los estadounidenses Brandon Thomas, Zach Graham y Tony Mitchell.

Sólo la llegada del técnico granadino Sergio Valdeolmillos a finales de enero, y la aportación del base argentino Nicolás Laprovittola, firmado el 31 de diciembre, parecieron desperezar al plantel, que comenzó a carburar con algunas victorias reseñables. Para entonces, los colegiales también habían recuperado al pívot estadounidense Diamon Simpson y firmado al alero checo Pavel Pumprla, a quienes añadirían después al pívot canadiense Levon Kendall.

No fueron suficientes estos retoques y el club se hunde en el azufre. El descenso es una situación que, no obstante, vivió ya hace cuatro años el cuadro del Ramiro, pero que quedó sin efecto en los despachos al no haber fondos en los equipos que se habían ganado el ascenso (Menorca y Tenerife) para acceder a la plaza lograda en las canchas y cumplir con la documentación requerida.

De esta manera, el Estudiantes vuelve a verse, como en 2012, descendido por sus deméritos deportivos del curso. Solo los despachos, como ocurrió en aquella ocasión, les salvarán de competir al próximo año en la liga LEB. Actualmente, Palencia se ha ganado la plaza como campeón de la división de plata, y el otro puesto se lo disputarán el Peñas Huesca y el Melilla Baloncesto.

Además, queda pendiente el acuerdo con el Ourense, a quien la ACB impidió ascender el verano pasado por no superar a tiempo la auditoría de cuentas necesaria, aprobando luego, en septiembre, que el conjunto gallego acceda la próxima campaña a la Liga Endesa independientemente de su resultado.

Todas estas variables auguran unos meses frenéticos en los despachos, a los que debe acompañar una amplia reflexión deportiva en el seno del Movistar Estudiantes para acometer la próxima temporada, ya sea en la Liga Endesa o un escalón por debajo.



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba