Deportes

Tsunami en la natación española: el novio de Mireia Belmonte acusa a Erika Villaécija de agredir a su chica

Mireia Belmonte, con el ojo morado.
Mireia Belmonte, con el ojo morado. Twitter: @Javierhernanz

Javier Hernanz, novio de la nadadora Mireia Belmonte, ha provocado un tsunami en la natación española al publicar el siguiente mensaje en Twitter:

El piragüista olímpico asturiano parece referirse al Preolímpico disputado el pasado sábado en Setúbal (Portugal), valedero para una plaza en la prueba de natación en aguas abiertas de los Juegos de Río.

En dicha prueba sólo competían dos españolas, Mireia y Erika Villaécija. Fue esta última la única que logró el billete para la cita olímpica, así que la acusación de Hernanz la señala claramente.

Y, por si acaso, Javier insistió: "Si es ella (Mireia). Una rival que cree poder utilizar actos antideportivos para poder quitarse rivales. Eso es la consecuencia". 

Acto seguido, la propia Mireia Belmonte publicó en la misma red social "su opinión sobre toda la polémica que se ha creado". La dos veces subcampeona olímpica en Londres 2012 explica: "Las aguas abiertas son una disciplina donde hay mucho contacto entre los nadadores, ya que nadamos todos muy pegados. Los golpes que se dan en ocasiones pueden ser intencionados o fortuitos".

"En mi caso quiero creer que fue un acto hecho sin maldad, ya que siempre debe prevalecer el deporte limpio", agregó.

La acusación ha provocado un enorme revuelo en las redes sociales y en el deporte español. Algunos han recordado que en la natación en aguas abiertas es frecuente que los competidores se den golpes de forma más o menos involuntaria, sobre todo en los primeros compases de las pruebas, cuando el pelotón nada muy compacto y buscando copar las posiciones más adelantadas:

ERIKA LLORÓ DE RABIA “En cuanto he visto la noticia, me he puesto a llorar", confesó Erika Villaécija en declaraciones al Mundo Deportivo. Estoy indignada. Quien me conoce sabe que yo nunca pegaría a nadie a propósito, y menos aún a una compañera. Están intentando manchar mi reputación y no lo pienso tolerar. Me he clasificado para mis cuartos Juegos Olímpicos y ahora quieren ensuciar ese logro, que significa mucho. Llegaré hasta donde sea, incluso a tomar medidas legales, porque nada de lo que se ha dicho es cierto”.Además, añadió:"Todo lo que se ha dicho es mentira, nunca he golpeado a nadie a propósito y nunca lo haré. Las aguas abiertas son una modalidad dura, donde los roces y golpes son frecuentes pero casi siempre involuntarios"."Yo quiero preparar los Juegos de Río en paz, que me dejen trabajar tranquila”.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba