Deportes

'Botinero': el santuario de Zanetti donde Simeone buscó motivación para la final

  • Autógrafo de Javier Zanetti, dueño del local.
    Autógrafo de Javier Zanetti, dueño del local. Vozpópuli
  • Emilio Butragueño visitó 'Botinero' esta semana.
    Emilio Butragueño visitó 'Botinero' esta semana. Vozpópuli
  • El museo de botas de leyendas futbolísticas que da su nombre al local.
    El museo de botas de leyendas futbolísticas que da su nombre al local. Vozpópuli
  • Puerta principal de 'Botinero'.
    Puerta principal de 'Botinero'. Vozpópuli
  • Los dos redactores de Vozpópuli, en el salón principal del local.
    Los dos redactores de Vozpópuli, en el salón principal del local. Vozpópuli
  • Salón reservado del restaurante.
    Salón reservado del restaurante. Vozpópuli
  • Vitrina expositora en honor a Zanetti.
    Vitrina expositora en honor a Zanetti. Vozpópuli
  • Autógrafo de Javier Zanetti, dueño del local.
    Autógrafo de Javier Zanetti, dueño del local. Vozpópuli
  • Uno de los redactores, en la entrada del restaurante.
    Uno de los redactores, en la entrada del restaurante. Vozpópuli

El Atlético de Madrid juega de visitante en la final de Milán, pero actúa como si fuera el anfitrión. Simeone se encuentra en casa, sus años en el Inter le avalan, mientras que Fernando Torres es el único futbolista de cuantos disputarán el encuentro que actúa como local, por pertenecer todavía a la disciplina de un Milan que le tiene a préstamo en el Atleti.

Los rojiblancos parecen haber tomado la iniciativa en la gran cita de la Champions League de la capital lombarda, interista y milanista a la vez, pero volcada con los rojiblancos. Que se lo digan a los responsables de 'Botinero', el restaurante que visitó hace cinco días el 'Cholo' durante su viaje relámpago para comprobar in situ los preparativos y ultimar detalles de cara a esta final.

El técnico argentino, acompañado de sus ayudantes, visitó San Siro, comprobó el césped, recorrió las instalaciones del Inter, planificó todo al mílímetro, le dio tiempo a pasear por el Duomo y, cómo no, almorzar en su asador fetiche.

En el número 3 de la Vía San Marco se encuentra este refugio argentino que pertenece a los futbolistas albicelestes Javier Zanetti y Esteban Cambiasso. Simeone rindió visita una vez más al local, que destila fútbol por los cuatro costados, y donde él y los suyos se encuentran como en casa. Elegante, altamente considerado en la ciudad por su calidad, el restaurante es un santuario del propio Zanetti, donde el 'Pupi' exhibe una envidiable colección de brazaletes de decenas de partidos en los que fue capitán 'neroazzurro'.

Federico Enrichetti, encargado del local e interista confeso, no cierra las puertas a nadie. De hecho, el trasiego de futbolistas y otros deportistas es constante desde que abrió sus puertas convirtiéndose en visita obligada para cualquier amante del balompié que se precie. 'Botinero' es un museo del fútbol.

Los pares de botas cuidadosamente expuestos en un mural de vitrinas dan nombre al negocio y reúnen todos los kilates imaginables del fútbol mundial. Messi, Beckham, Zamorano, Balotelli, Ronaldo, Crespo, Maldini, Raúl, Kaká, Ronaldinho... La pasarela de borceguíes es espectacular. El principal comedor está presidido por cuadros y fotos de Cambiasso, Samuel, Diego Milito y, de nuevo, Zanetti, dueño y mentor de un emplazamiento donde el 'Cholo' buscó inspiración, recuerdos y fuerzas para afrontar la finalísima contra el Real Madrid.

El rival del Atlético no quiso ser menos y su relaciones públicas e imagen de marca por excelencia, Emilio Butragueño, acudió a cenar el pasado miércoles a 'Botinero' aprovechando reuniones varias en la ciudad de Milán. El director de relaciones institucionales de la entidad merengue cumplió con esta cita obligada donde coincidió con Riccardo Ferri, leyenda interista y de la selección italiana.



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba