Deportes

Viaje express de Gil Marín a Alemania en un último intento por Aubameyang

Aubameyang, delantero del Borussia Dortmund.
Aubameyang, delantero del Borussia Dortmund. EFE

A la desesperada. Así se mueve el Atlético de Madrid en las últimas horas con el asunto del 9. Sólo así se pude entender en parte los acontecimientos de una semana intensamente activa para resolver el problema del delantero top que pidió Simeone a Miguel Ángel Gil Marín hace más de un mes en la cumbre de Buenos Aires. Sin embargo, la realidad es terca. El dichoso nueve no llega y el Cholo se desespera porque ve que la gira de Australia del equipo se acerca y su petición no se ha cumplido.

El proyecto, al que se ha sumado Gaitán, continúa descabezado nunca mejor dicho. Quizá por eso, el Consejero Delegado ha vuelto a sacar billete en un viaje express una vez más, otro verano más, a Dortmund. La misión es tratar de desbloquear una de las operaciones abiertas y no cerradas con uno de los candidatos a ese puesto. El objetivo no es otro que Aubameyang, con quien se llegó a un acuerdo semanas atrás en Madrid durante las vacaciones del futbolista en nuestro país. A la cita en la ciudad germana acudiría el padre del futbolista y los responsables del Borussia a los que no les habría satisfecho una primera oferta de entre 50 y 60 millones de euros. El tiempo apremia, Gil Marín tiene pocas opciones y busca una solución contrarreloj...

El viaje obedece entre otros motivos al inmovilismo del Chelsea, la negativa de su entrenador Conte a vender y la sorprendente, sostienen en el Vicente Calderón, postura de Diego Costa de no dr el paso definitivo para desligarse del lazo con Stamford Bridge.

En Inglaterra no sentaron bien las (no) declaraciones de Enrique Cerezo sobre el delantero que, pese a ser desmentidas, corrieron como la pólvora. La presunta cercanía rojiblanca y los guiños del presidente colchonero hacia Costa no gustaron nada al club que precisamente arrebató de las rayas rojiblancas al ariete internacional hispano-brasileño y a Filipe Luis de una misma tacada. La cúpula dirigente del Atlético confiaba en una resolución favorable en estos días, pero la respuesta encontrada es radicalmente opuesta a lo planeado, por lo que conviene mover los demás frentes abiertos.

Uno de ellos, que poco seduce a la impaciente y con razón afición colchonera, es el de Gameiro con quien se habrían acercado posturas durante las negociaciones por Kranevitter y de última hora por Luciano Vietto.

La salida del delantero francés la tasa su cláusula de 40 millones, una barrera casi infranqueable aunque las facilidades de pago que ofrece el Sevilla son más asequibles que las del Borussia o el Chelsea. La incertidumbre es absoluta en el Manzanares desde hace unos días donde muchos callan ante los movimientos que se realizan sin saber en qué se concretarán. Y eso no gusta a los seguidores. Pero menos aún a Simeone.

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba