Cataluña

Pinchazo independentista: la Diada menos concurrida desde 2012

La división independentista muestra un claro hartazgo en el seno del bloque. El movimiento pierde adeptos, según los datos de la Guardia Urbana. El himno de España vuelve a sonar en plena concentración, como ha pasado en los actos oficiales

Un mujer sujeta un cartel en el que se lee 'Unitat' (Unidad) durante la manifestación convocada por la Asamblea Nacional Catalana (ANC).
Un mujer sujeta un cartel en el que se lee 'Unitat' (Unidad) durante la manifestación convocada por la Asamblea Nacional Catalana (ANC). David Zorrakino, Europa Press

Pinchazo independentista en la Diada de Cataluña. La Asamblea Nacional Catalana solo logra congregar a 600.000 personas, la cifra más baja desde que esta plataforma se ha encargado de organizar este acto. Se trata de una caída del 40% respecto a las cifras aportadas por la Guardia Urbana el pasado año.

En la Plaza de España y confluencias, los manifestantes han dibujado una gran estelada, pero el hartazgo y el cansancio ante la falta de unidad independentista ha provocado la desmovilización, más cuando la ANC había realizado un "toque de atención" a los partidos por pactar con el PSC en Ayuntamientos y otras instituciones públicas. 

"Se trata de la Diada más difícil de las que ha organizado la ANC", ha asegurado Elisenda Paluzie, presidenta de esta plataforma, que no ha dado cifras sobre la asistencia. "Queremos una nación libre y una sociedad más justa", ha arengado a los suyos, mientras ha pedido a los ERC y JxCat una respuesta unitaria de cara a la sentencia del Supremo, que se espera para el próximo mes de octubre. La líder de la ANC ha exigido a los suyos poner en valor las "fortalezas y los éxitos" obtenidos en el pasados. 

Paluzie también ha hecho propaganda de la campaña "consumo estratégico", donde se incluyen únicamente empresas comprometidas con los valores separatistas, un boicot encubierto al resto de compañías, especialmente las del Ibex 35.

Lo volveremos a hacer y bien". Así ha arengado a los suyos el presidente de Òmnium Cultural, Marcel Mauri. El líder de una de las plataformas más importantes de Cataluña ha afirmado que los independentistas "han sido capaces de dejar en casa el cansancio", mientras minimiza la cifra más baja de los últimos años en una Diada. "Habéis vuelto a hacer nuestras las calles en un contexto de represión, con una represión que no acaba aquí", ha considerado. Para asegurar que "sois imprescindibles", en referencia a los asistentes. Para Mauri, la república catalana, una vez se construya, no mirará a otro lado. "Es un proyecto valiente e inclusivo, un país justo", ha dicho.

"Se cierra una etapa y se comienza a responder ya hoy a las sentencias, poniendo el objetivo de la independencia en el centro de la acción política", ha afirmado Quim Torra, presidente de la Generalitat. Ante la gran asistencia de medios, Torra ha augurado el "éxito" de la manifestación, pero la Guardia Urbana ha dado cifras que desmontan su argumento.  También se ha mostrado a favor del llamado "derecho a la autodeterminación", que tratará de conseguir a partir de ahora.

El himno de España vuelve a sonar en Barcelona el 11-S

Horas después de que el himno de España haya reventado la ofrenda floral de la Generalitat en el monumento de Rafael Casanova, grupos constitucionalistas, financiados por la Fundación España Responde, han colocado altavoces de gran potencia en uno de los hoteles cercanos a Gran Vía con Muntaner. 

Según ha podido conocer este medio, la acción no se iba a limitar únicamente en este punto, sino que tenían preparada otra acción en Plaza de España, pero que finalmente no se ha llevado a cabo. Se trata de numerosos grupos, divididos en las autodenominadas "brigadas" de numerosos puntos de Cataluña quienes han protagonizado la acción. La financiación ha corrido a cuenta de la entidad que tiene por delegado en España a Ángel Hernández.

El himno ha sonado durante unos tres minutos, al paso de una gigantesca estelada, según se observa en las imágenes a las que ha tenido acceso en exclusiva este medio. Asimismo, como ha ocurrido durante la ofrenda floral, los Mossos han actuado con prontitud, identificando a las personas implicadas. Mientras tanto, los 'escamots' les han esperado abajo, en las puertas del hotel.

Unidad, pero sin respuesta de consenso

Los anónimos asistentes han razonado los motivos por los cuales han acudido a la concentración. "La independencia" de Cataluña y "la liberación de los presos políticos" han sido los más utilizados. Pero hay más, para pedir la "unidad" entre los independentistas y exigir ya a los líderes una respuesta común de cara a la sentencia del juicio del 1-O.

Los miles de concentrados han dibujado una gran estelada de cinco puntas en la confluencia de Plaza de España. En los minutos previos a la apertura de la Diada separatista, decenas de castillos humanos se alzaban en las calles de Barcelona. Entre las grandes pancartas destacaban varias en el céntrico punto de reunión, como la que mostraba la cara de todos los políticos presos exigiendo la libertad, mientras otras piden implementar ya "la república catalana". Otra se refería a Oriol Junqueras: "Nunca caminarás solo". 

En el centro de la fuente se ha mostrado el lema de la manifestación: "Objetivo independencia". Entre los miles de concentrados se encontraban centenares de niños con la bandera independentista en la espalda o en las camisetas. 

Objetivo independencia, el lema de la concentración independentista en Plaza de España
Objetivo independencia, el lema de la concentración independentista en Plaza de España Álvaro Medina

Los asistentes han gritado "independencia" y libertad" en el inicio del acto, que ha comenzado con un vídeo de la ANC mostrando imágenes de otras manifestaciones. 

"Puigdemont eres nuestro presidente"

"Junqueras aguanta. Puigdemont eres nuestro presidente", afirmaban algunos de los presentes a preguntas de Vozpópuli. Unos apuntaban únicamente al de ERC como el líder del independentismo en Cataluña, otros a Puigdemont como el único "legítimo" para "dirigir la Generalitat". 

En cuanto a las soluciones las opiniones son diversas, pero ninguno de ellos responde un mayor autogobierno. "Queremos la independencia", señala un grupo de jóvenes. Otros, con una mayor experiencia en las manifestaciones, aseguran que "un referéndum pactado con el Estado" pasa por ser la solución a la crisis en Cataluña. "Que sea una consulta legal y vinculante", afirman.

Niños con la estelada en la concentración de la Diada
Niños con la estelada en la concentración de la Diada Álvaro Medina

Por contra, hay quienes consideran que otra "pantomima" no es admisible. "El referéndum sería una solución, pero es imposible. El Estado nunca lo permitirá". La única solución pasa por una "declaración unilateral de independencia" y llevarla "hasta el final, con todas las consecuencias". Una muestra de hasta qué punto están dispuestos a llegar algunos radicales.

El merchandasing de la ANC, desbordado

Las carpas de la ANC no han parado de vender su mercancía durante toda la jornada, pero se han visto desbordadas según se acercaba la hora del acto. Bolígrafos, llaveros y packs de camisetas han sido los objetos más deseados.

Las colas eran numerosas en las cercanías de Plaza de España, mostrando así el músculo financiero. Más del 30% del dinero, unos seis euros de los 15 que cuesta el pack, se destinan directamente a actosde la ANC. El resto del montante es parte del IVA, la producción y la distribución, prácticamente tres euros por cada una de estas partidas.

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba