El Buscón

El ‘mosqueo’ con la ministra de Fomento que anuncia estaciones de Cercanías sin preguntar

   

Ana Pastor, ministra de Fomento en funciones.
Ana Pastor, ministra de Fomento en funciones. EFE

La ministra de Fomento en funciones, Ana Pastor, anunció hace unos días la construcción de tres nuevas estaciones de Cercanías en la ciudad de Madrid. La ministra, que sonó como candidata al Ayuntamiento de Madrid en sus mejores tiempos, no tiene muy satisfechos a sus compañeros de partido en la Comunidad, aunque en público aplaudan sus actuaciones.

Las obras a las que se refería la actual ministra son proyectos que comenzarían a licitarse antes de que concluya el año, y siempre que el PP ganara las elecciones y gobernara. Este es el segundo plan de Cercanías que cuenta la ministra en un año. El 6 de junio anunció 167 millones de euros para remodelar el servicio que no incluía la apertura de ninguna estación.

Hay numerosas localidades cercanas a la capital, incluso con alcaldes del PP, que han pedido que llegue el tren para poderse acoplar a la red del Metro, pero en el plan anunciado por la ministra no se habló de esas estaciones de fuera de la ciudad. El socialista José Blanco llegó a diseñar una ampliación, de acuerdo con Esperanza Aguirre, que incluía la construcción de 115 kilómetros, así como 25 estaciones y 5 intercambiadores. La crisis se llevó este sueño.

El socialista José Blanco llegó a diseñar una ampliación, de acuerdo con Esperanza Aguirre, que incluía la construcción de 115 kilómetros, así como 25 estaciones y 5 intercambiadores. La crisis se llevó este sueño

El PP prepara dentro de su programa electoral algunas medidas que vengan a paliar la falta de proyectos de la actual ministra que no ha sido capaz, según dicen incluso desde el propio partido, de desatascar algunos de los proyectos que tenía en marcha. “Ana Pastor ha igualado a Magdalena Álvarez; ni una obra para Madrid, ni terminar las que tenía en marcha”, afirmaba un conocido militante del PP.

El túnel para el AVE entre Atocha y Chamartín no ha podido ser inaugurado y no tiene fecha, a pesar de que la obra civil la dejó terminada el Gobierno socialista. Tampoco ha logrado evitar el problema de uno de los nuevos barrios de Madrid, Valdebebas, que tendrá que gastarse 40 millones de euros en un puente porque los socialistas cerraron un acceso directo al barrio con el Aeropuerto de Barajas y Ana Pastor no lo ha abierto.

Ha tenido parada hasta hace una semana la ampliación de la R-1 que formaba parte del programa electoral de Cristina Cifuentes por problemas burocráticos en su departamento. No ha podido ni inaugurar la estación de Cercanías de Mirasierra, que ha tenido que aprobar un modificado antes de abrir y que está terminada al 95%.

En el anuncio de nuevas estaciones incluía la de O’Donnell. Ya existe una estación con ese nombre y no está en el distrito de Salamanca, como dijo la ministra, sino en el barrio de Rejas, cerca de Barajas. “Se debió equivocar”, dicen en su partido.

La falta de información de Fomento, incluso son su gente del PP, ha provocado muchos enfados en el Partido Popular. “Ahora nos dicen que Pastor prepara nuevas propuestas para Madrid que presentará los próximos días, pero tampoco esta vez nos quieren decir nada cuando lo normal sería que nos consultaran”, afirmaba un distinguido militante del PP madrileño hace unos días.

Para colmo su postura en la Operación Chamartín ha sido de no moverse ni un centímetro, cuando la propia presidenta de la Comunidad, Cristina Cifuentes, era partidaria de abrir unas negociaciones.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba