MEDIO AMBIENTE

Covid-19: el uso masivo de mascarillas y guantes amenaza el medio ambiente

El plástico se ha revelado como uno de los materiales 'estrella' a la hora de luchar contra la propagación de los contagios. Y lo hace en forma de billones de mascarillas, guantes y trajes de usar y tirar

Mascarillas y otro material sanitario aparecen en las playas de la costa de Australia tras un accidente en el carguero APL England.
Mascarillas y otro material sanitario aparecen en las playas de la costa de Australia tras un accidente en el carguero APL England. Efe

Y cuando los plásticos de un solo uso estaban a punto de recibir sepultura, la pandemia les tendió la mano. En diciembre de 2018, la Unión Europea acordó su prohibición en 2021.

España manifestó su propósito de capitanear la guerra a los cubiertos, platos, vasos, pajitas y tazas fabricados con este material. También a los envases de poliestireno expandido utilizado para alimentos y los productos de plástico oxodegradable.

Según establece la normativa europea, en 2025 al menos el 25% de la composición de las botellas de bebidas que ahora se elaboran con polietileno tereftalato (más conocido por sus siglas en inglés PET) debe ser de plástico reciclado.

Pero aquellos cambios que parecían inminentes han terminado frenando en seco a causa del coronavirus. El plástico se ha revelado como uno de los materialesestrella a la hora de luchar contra la propagación de los contagios. Y lo hace en forma de billones de mascarillas, guantes y trajes de usar y tirar.

Mascarilla quirúrgica en el fondo del mar
Mascarilla quirúrgica en el fondo del mar WFF

10 millones de mascarillas al mes contaminando, según WWF

Un estudio de la organización de conservación de medio ambiente WWF advierte que si el 1% de las mascarillas que se utilizan se desecharan mal, podría haber 10 millones de mascarillas al mes contaminando el medio ambiente

"La pandemia ha disparado el consumo de plástico a nivel mundial. La normativa de la UE establece que hay que eliminar los de un solo uso, pero la crisis sanitaria ha provocado que muchos de los fabricantes que se veían obligados a agotar sus stocks ahora hayan visto resurgir sus negocios", explica a VozpópuliDamià Barceló, director fundador del Instituto Catalán de Investigación del Agua (ICRA).

Su trayectoria como investigador se ha centrado en el área de la calidad del agua, especialmente en el desarrollo de métodos para controlar la contaminación orgánica causada por los llamados "contaminantes emergentes" y en residuos como los microplásticos.

Barceló forma parte de un equipo internacional -con expertos de Portugal, Canadá y China- que está recopilando toda la literatura científica sobrelos efectos de la covid-19 en el medio ambiente y en las leyes contra la contaminación. Ya han publicado dos artículos en reconocidas p científicas como 'Science of the Total Environment' y 'Chemical Engineering Journal'.

Riesgo para el medio ambiente y la salud humana

Con el título Repensando y optimizando la gestión de los residuos plásticos bajo la pandemia del Covid-19, el director del ICRA y el resto de autores explican que la salud pública es la máxima prioridad y que la cantidad de residuos derivados de la protección contra la enfermedad amenaza las corrientes de gestión de estos que estaban ganando terreno. Este giro, dicen, supone un riesgo grave para el medio ambiente y también para salud humana.

"El material de protección ha llegado para quedarse. Por ello, es necesario que sea reutilizable y que se utilicen componentes biodegradables. No podemos retroceder en la lucha contra la contaminación", alerta Barceló.

Si no apostamos por la sostenibilidad, dice, nos veremos penalizados a largo plazo. "Con la llegada de la vacuna puede que nos curemos de la enfermedad, pero vamos a pagar muy caro el nivel de contaminación en mares y suelo", apunta.

Ejemplo de ello es el aumento de los residuos de los vertederos de China. Un fenómeno que va aparejado al despegue en Bolsa de varias compañías fabricantes de material sanitario.Top Gloves, que fabrica desde Malasia uno de cada cinco guantes en el mundo ha subido algo más de un 400% en la Bolsa de Kuala Lumpur en lo que va de año. Supermax, una de sus rivales, ha avanzado un 1.200%.

Mientras tanto, explica Barceló, los residuos de plástico en los vertederos de China han crecido más de un 25% con respecto al año pasado.

Mascarilla tirada en la calle.
Mascarilla tirada en la calle. Efe

Material biodegradable, subvenciones y restricciones

El director del ICRA aboga por utilizar material biodegradable para fabricar mascarillas, trajes y guantes y que estos productos puedan ser subvencionados por las administraciones. "Aunque puedan ser algo más caros, al final todos saldremos ganando. La contaminación y la eliminación de los residuos sale cara", zanja.

Según el artículo Aumento de la contaminación plástica debido a la pandemia de Covid-19: desafíos y recomendaciones publicado en 'Chemical Engineering Journal', es importante reconocer que la salud humana está conectada con el medio ambiente y depende de la salud de nuestros ecosistemas. 

"Si la humanidad no respeta tal conexión, y sigue pensando en el 'hoy' en lugar de en el 'hoy en prole de un futuro sostenible', no existirá un futuro", señalan los expertos.

Por otro lado, consideran que los gobernantes deben tratar de implementar un sistema de gestión de residuos plásticos más eficiente y acompañarlo de leyes y regulaciones restrictivas para la producción, uso y consumo de este tipo de productos.

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad

Últimas noticias



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba