El vinagre de manzana, o vinagre de sidra de manzana, es muy usado para adelgazar. Aunque su efectividad está siempre cuestionada, es cierto que existen numerosas investigaciones que han relacionado su componente activo principal, el ácido acético, con la pérdida de peso, la reducción de la grasa corporal y el descenso del nivel de azúcar en la sangre. 

También suprime los centros que controlan el apetito en el cerebro y aumenta la enzima AMPK en el cuerpo, lo que aumenta el proceso de quema de grasa al acelerar el metabolismo.

No obstante, como todo en la vida, hay que saber consumirlo bien. Te contamos más acerca de este vinagre y te damos indicaciones sobre cómo y cuándo tomarlo.

¿Qué es el vinagre de sidra de manzana?

Vamos a comenzar por el principio. El vinagre de sidra de manzana se elabora en un proceso de fermentación de dos pasos. Primero, las manzanas se cortan o trituran y se mezclan con levadura para convertir su azúcar en alcohol. En segundo lugar, se agregan bacterias para fermentar el alcohol en ácido acético, que es el principal componente activo de este vinagre.

Una cucharada (15 ml) de vinagre de sidra de manzana contiene aproximadamente tres calorías y prácticamente cero hidratos de carbono.

Vinagre de manzana

Por qué ayuda a adelgazar y a quemar grasa

El ácido acético es un ácido graso de cadena corta que se disuelve en acetato e hidrógeno en el cuerpo. Algunos estudios en animales sugieren que el ácido acético del vinagre de sidra de manzana puede promover la pérdida de peso, ya que reduce el nivel de azúcar en sangre, disminuye el nivel de insulina, acelera el metabolismo, reduce el almacenamiento de grasa y actúa como potencial quema grasa natural. Además, se ha comprobado que suprime el apetito.

La mayoría de las investigaciones que se han realizado hasta la fecha sobre este alimento han sido hechos en animales, por eso aún faltan datos para comprobar efectivamente que el vinagre ayuda a adelgazar. No obstante, los resultados de este estudio realizado en personas sí que comprobaron que el consumo de vinagre de sidra de manzana tiene poderosos efectos sobre el peso y la grasa corporal.

La investigación duró 12 semanas y contó con 144 adultos japoneses obesos que se dividieron en tres grupos: uno consumió una cucharada (15 ml) de vinagre al día, otros dos cucharadas (30 ml) al día y el tercer grupo tomó un placebo. A todos los participantes se les pidió que no consumiera alcohol y que comieran como de costumbre.

Tras analizar los resultados, pasados los tres meses, se comprobó que aquellos que habían consumido una cucharada (15 ml) de vinagre por día perdieron 1,2 kilos, redujeron un 0,7% su grasa corporal, un 1,4 centímetros de cintura y disminuyeron un 26% sus triglicéridos.

Los que tomaron dos cucharadas de vinagre por día perdieron 1,7 kilos, un 0,9% de grasa, casi 2 centímetros de cintura y un 26% de triglicéridos. Los del tercer grupo, los del placebo, engordaron medio kilo.

Así pues, según este estudio, recogido por Health, agregar una o dos cucharadas de vinagre de sidra de manzana a la dieta puede ayudarnos a perder peso. También puede reducir el porcentaje de grasa corporal, hacer que perdamos grasa abdominal y disminuir los triglicéridos en sangre.

Como hemos dicho, y aunque este estudio fue bastante amplio, se necesitan aún más investigaciones. estudios adicionales.

Cómo tomar vinagre de manzana

Puedes incluir el vinagre de sidra de manzana en tu dieta usándolo como aderezo o para cocinar. Hay personas que lo beben a pelo.

La cantidad de vinagre de sidra de manzana que se utiliza para bajar de peso es empezar con una cucharadita una vez al día, y si vemos que nos sienta bien pasar a tomar una o dos cucharadas soperas (15-30 ml) al día, mezcladas con agua. Lo mejor es tomarlas en dos o tres tomas al día y no de golpe, ya que se ha comprobado que aumenta la sensación de saciedad, lo que hará que tengamos menos apetito entre comidas.

Los expertos advierten de que tomar más vinagre de manzana que el indicado puede provocar efectos secundarios no deseados, como molestias digestivas, náuseas, pérdida de esmalte dental o quemaduras en la garganta, entre otros.

Vinagre de sidra de manzana
Vinagre de sidra de manzana Gtres

Como siempre te decimos, lector, lo mejor es que consultes si es adecuado para ti con tu nutricionista o médico de confianza, ya que cada caso es diferente.