Gastronomía

Cómo preparar platos con latas de conserva: dos recetas sabrosas y una 'gourmet'

De los secretos de la Gilda a una receta muy sencilla y otra fórmula elaborada por un experto chef

‘Hoy comemos de latas’: tus grandes aliadas a la hora de cocinar.
‘Hoy comemos de latas’: tus grandes aliadas a la hora de cocinar. Pedro Da Silva. Unsplash.

La incorporación al trabajo y el fin de las vacaciones para muchos significan la vuelta a casa. Un momento crítico en el que es necesario poner todo en orden. Y quizás no haya mucho tiempo para cocinar con los jaleos del traslado y poner de nuevo toda la maquinaria hogareña en marcha.

Comer de latas: imaginación al poder

Las latas constituyen un buen aliado para las situaciones de emergencia: son prácticas y con un poco de imaginación es posible hacer una comida digna. Eso sí, habrá que ‘tunear’ un poquito y disfrazar en la medida de lo posible estas tan especiales materias primas. Por su alto contenido en sal no es recomendable recurrir a las conservas habitualmente, pero por hacerlo de vez en cuando no pasa nada.

Si ha habido en nuestro país un especialista a la hora de cocinarlas ese ha sido Falsarius Chef, un cocinero que va de incógnito y para quien estos envases no tienen secretos a la hora de utilizarlos. Incluso sacó un libro, editado por Plaza y Janés, con el descriptivo título de El rey de las latas. Seguro que en él encuentras numerosas ideas.

Portada del libro de Falsarius Chef.
Portada del libro de Falsarius Chef.

Tres conservas para ahorrar tiempo (y cómo prepararlas)

De momento y a falta de las ideas de Falsarius (que seguro que son geniales) te damos unas cuantas recetas con conservas para salir del paso airosamente. Desde la humilde Gilda - que también tiene sus secretos-, a una receta plenamente casera o una preparación elaborada por Sacha Hormaechea, uno de los cocineros más populares de nuestro país.  

1) Gilda (y todos sus secretos)

No puede haber un pincho más emblemático del País Vasco, donde nació. Una sencilla mezcla que hace las delicias de los que la prueban. Se ha intentado transformar, desde enriquecer (con huevos de codorniz por ejemplo) hasta auténticas herejías como añadirle cebolletas en vinagre. Y es que a veces se confunde con la ‘banderilla’ o ‘torera’ de la que es prima hermana: pero ni es lo mismo ni es igual.

Ingredientes: piparras o guindillas verdes en vinagre (no deben estar muy avinagradas, las mejores son las finas), anchoas (finas también y bien limpias, no excesivamente saladas), aceitunas (la manzanilla sinhueso es la más delicada y la que mejor juego dará), aceite de oliva 0,4º (no conviene utilizar virgen extra porque restará sabor a la mezcla).

Una gilda rica en piparras. Íñigo de la Maza. Unsplash
Una gilda rica en piparras. Íñigo de la Maza. Unsplash

Elaboración: abrir los envases y pinchar en un palillo, por este orden, la aceituna, media piparra, una anchoa, la otra media piparra. Se echa por encima un mínimo chorrito de aceite de oliva y ya estaría lista. Es opcional poner en el mismo palillo el doble de ración por persona, y también mucha gente pone los ingredientes según su gusto. Eso sí, están mejor algo fresquitas y si es verano nunca se deben servir a temperatura ambiente.

2) Zamburiñas con guacamole y tomate

El cocinero Sacha Hormaechea ha ideado esta receta preparada con zamburiñas de la firma Rosa Lafuente, una marca muy destacable de conservas que incluso pone a la venta sardinas y sardinillas ‘millesimés’ (de añada) que son toda una delicia. En esta ocasión, la bondad de la conserva se une a la imaginación y experiencia del cocinero.

Ingredientes: una lata de zamburiñas guisadas. Separar unas zamburiñas y reservar. El guacamole: 1 aguacate. 1 cebolleta. 1 tomate verde. ½ pimiento verde. 1 dl de zumo de lima. Sal. Tabasco. Triturar todo muy fino, aliñar con la sal y el tabasco y reservar en frío. El tomate: 4 tomates cherrys. Abrir en dos los tomates y con una cuchara quitar los corazones, reservar.           

Acabado y presentación: disponer en un plato un poco de guacamole, junto a este unas zamburiñas y terminar con el tomate. 

Zamburiñas Rosa Lafuente con guacamole y tomate.
Zamburiñas Rosa Lafuente con guacamole y tomate.

3) Espárragos, atún escabechado y huevo duro

Esta receta no tiene parangón en cuanto a comodidad y hará un buen papel tanto como primer o segundo plato. Si se prefiere, la mayonesa se puede convertir en salsa rosa agregándole un poco de tomate frito y un toque de mostaza. Es un plato que hay que servir fresco y resulta muy apetecible en esta época.

Ingredientes: una lata grande de atún frito escabechado, espárragos (de lata o en frasco de cristal, preferiblemente de calibre grueso), un huevo por persona, mayonesa (casera o en bote).

Elaboración: colar el atún y los espárragos sin mezclar. Hacer los huevos duros y cortarlos en cuatro trozos longitudinalmente. Poner en una fuente cada elemento por separado y servir aparte la mayonesa para que cada comensal se vaya poniendo.

Espárragos blancos recién recolectados.
Espárragos blancos recién recolectados.

Son tres recetas sencillas que, sin grandes esfuerzos, contribuirá a alegrar tu mesa sin mucho esfuerzo. 

Últimas noticias



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba