QUÍMICA

Los sulfatos condenan a Van Gogh a la oscuridad

Una nueva investigación aporta más datos sobre el motivo por el que los cuadros del pintor holandés están oscureciendo. La única solución, según este trabajo, es alejarlos de la luz.

Los girasoles de Van Gogh se han ido oscureciendo con el tiempo
Los girasoles de Van Gogh se han ido oscureciendo con el tiempo Van Gogh Museum, Amsterdam.

Una buena parte de los cuadros de Vincent van Gogh, incluyendo sus famosos girasoles, no han dejado de oscurecerse en los últimos cien años. Los científicos llevan mucho tiempo reuniendo pistas y acorralando a los culpables. Las pruebas más claras señalan a la composición de los pigmentos, en especial al que el artista utilizaba para generar el vistoso color amarillo. La mezcla de cromato de plomo con sulfato de bario para realzar el brillo produce una reacción química al contacto con la luz y tiende a convertirse en una sustancia marrón y apagada con el tiempo.

Se trata de conocer si el proceso químico es por causa del cromato o el sulfato

El año pasado, por ejemplo, un equipo de científicos belgas, liderados por Koen Janssens utilizó imágenes de rayos X y tomografías para analizar una de las obras de Van Gogh (Montón de trigo bajo cielo nublado) y descubrió la presencia de un tipo de carbonato de plomo, plumbonacrita, que podía estar jugando un papel importante en la desaparición de la pintura. Janssens y su equipo también descubrieron que, además la presencia del sulfato, el proceso de reducción del cromo dentro de la pintura podía estar contribuyendo a su oscurecimiento, pero las causas últimas aún no estaban del todo claras.

El equipo de Ana Muñoz-García, de la Universidad de Nápoles, acaba de publicar un trabajo en la revista Chemistry Science basado en simulaciones de tinturas que arroja algo más de luz al asunto. Su intención era encontrar si el deterioro se estaba produciendo a nivel superficial, lo que permitiría cierto grado de recuperación con tratamientos químicos, o si estaba en la propia estructura.  El resultado del trabajo es una mala noticia, porque indica que no hay mucho que hacer para salvar los cuadros salvo mantenerlos lejos de la luz del sol y la radiación ultravioleta.

"El sulfato puro es el malo de la historia", dice Muñoz-García en Chemistry World. "Todos los sulfatos quieren estar juntos para minimizar el estrés en el material. Como causa de esta segregación, generas el sulfato. Y como el sulfato absorbe el ultravioleta, tienes la degradación". Esto significa que los científicos no pueden detener la reducción del cromato observada por Janssens y que lleva al oscurecimiento, aunque los autores nos descartan que conociendo mejor los procesos químicos que suceden en el cuadro puedan diseñar alguna nueva estrategia.

Referencia: Ab initio study of PbCr(1−x)SxO4 solid solution: an inside look at Van Gogh Yellow degradation (Chemistry Science) DOI: 10.1039/C5SC04362J

Últimas noticias



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba