FÍSICA

Cuando el sonido te atrapa... literalmente

Un equipo de investigadores optimiza los sistemas de levitación acústica y consigue atrapar, rotar y manipular objetos de menos de 1 mm. El hallazgo podría tener importantes aplicaciones médicas.

Una de las imágenes del estudio
Una de las imágenes del estudio Asier Marzo, Bruce Drinkwater and Sriram Subramanian

Que las ondas de sonido pueden servir para mantener objetos en suspensión se conoce desde hace tiempo e incluso se usa en algunas aplicaciones industriales. Pero el equipo de Asier Marzo presenta esta semana en Nature Communications una mejora sustancial sobre estos sistemas que permitiría manipular los objetos con sonido hasta el punto de moverlos lateralmente o rotarlos o incluso sujetarlos desde arriba a modo de "rayo tractor".

El sistema se basa en el uso de ultrasonidos (más allá de la frecuencia audible por el oído humano) y pueden ser propagados en aire, agua o incluso tejidos para hacer levitar objetos de diferentes tamaños y materiales, como líquidos o células. La ventaja del nuevo diseño es que permite mover estos objetos sin necesidad de tocarlos ni contaminarlos y que se pueden manejar lateralmente, mientras que sistema tradicional requería que el objeto estuviese totalmente envuelto por los emisores de sonido.

El equipo de Marzo ha utilizado un sistema compuesto de pequeños emisores de manera que se pueden modular los ultrasonidos y manejar con facilidad objetos de menos de 1 milímetro desde un solo punto y sin necesidad de rodearlo, e incluso sujetarlo en suspensión desde arriba atrapando el objeto literalmente con sonido.

Los autores proponen el uso de esta tecnología para manipular partículas dentro del cuerpo humano e incluso para distribuir medicamentos en determinadas dianas mediante ultrasonidos. Otra de las posibilidades es desarrollar rayos tractores más potentes que sujeten objetos de mayor tamaño o diseñar sistemas de manipulación de objetos en 3D.

Referencia: Holographic Acoustic Elements for Manipulation of Levitated Objects (Natur Communications) DOI 10.1038/ncomms9661



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba