Cultura

Crecen las empresas dedicadas a la Cultura, aunque con peores condiciones

El cine no sobrepasa los cien millones de espectadores, según el Anuario de Estadísticas Culturales.
El cine no sobrepasa los cien millones de espectadores, según el Anuario de Estadísticas Culturales. EFE

Crece el número de empresas dedicadas a la Cultura en España, sus condiciones sin embargo gozan de menor estabilidad que hace unos años. Se consume y se gasta más en cultura, aunque persiste la desigualdad entre sectores: se va más al cine más de lo que se lee, y mientras aumentan las visitas a los museos, la asistencia a los teatros se estanca . Esos son algunos de los datos que se desprenden del Anuario de Estadísticas Culturales realizado por el Ministerio de Cultura y Deportes.

A diferencia de los años de la crisis, cuando se desplomó el censo empresarial del sector,  el número de empresas con actividad económica principal vinculada a la Cultura fue de 118.407, un aumento significativo si se compara con las cifras de 2015,  cuando alcanzó 112,037, pero todavía más si se compara con 2013 cuando desaparecieron 1.978 empresas culturales, al pasar de 103.320 a 101.342 en el mismo periodo. Hay más empresas, pero en condiciones de menor estabilidad: un 87,1% de los trabajos son tiempo parcial del 87,1%.

Esta dinámica de contratos más breves trae aparejados peores ingresos, un dato que refrendan otros estudios.  Según la Fundación de Artistas Intérpretes Sociedad de Gestión (AISGE)  presentó un Informe Sociolaboral de los Actores y Bailarines Españoles, sólo ocho de cada cien actores españoles ingresan al año más de 12.000 euros por ejercer su profesión; sólo el 2,15 por ciento cobra más de 30.000 al año y de los actores y bailarines que sí trabajan, más de la mitad no superan los 3.000 euros al año

De las cifras del anuario se desprende una lectura optimista con respecto al consumo cultural: los resultados indican que el gasto de los hogares en bienes y servicios culturales ascendió en 2017 a 13.298,4 millones de euros, cifra que representa el 2,5% del gasto total en bienes y servicios. El gasto medio por hogar en bienes y servicios culturales fue de 718,3 euros y el gasto medio por persona se situó en 288,6 euros. Las componentes más significativas del gasto cultural analizado son: Servicios de móviles y relacionados con Internet (25%), Espectáculos (Cines, teatros y otros) (12,6%) y Libro (14,7%).

Las actividades culturales más frecuentes en el patrón de consumo son escuchar música, leer e ir al cine, con tasas del 87,2%, el 62,2% y el 54% respectivamente. En cambio, el 43,5% de la población asiste a espectáculos en directo, más conciertos música actual (24,5%) que teatro 23,2%.  Estas actividades son seguidas en intensidad por la visita a monumentos, que realiza cada año un 41,4% de la población, la asistencia a museos o exposiciones, 33,2% y 23,8% respectivamente, o la asistencia o acceso por Internet a bibliotecas, 25,6%.

Los museos han tenido un buen año: recibieron 59,9 millones de visitantes a lo largo de 2016, cifra que supone un incremento del 2,6% respecto a 2014. Al cine en cambio tuvo un año menos luminoso. El número total de espectadores en 2017 se situó en 99,8 millones, con una recaudación total de 591,3 millones de euros. Estas cifras suponen descensos interanuales del 2% y 1,8% respectivamente, según el anuario, aunque mejora las cifras de 2017, cuando obtuvo un total de 96,1 millones de espectadores y una recaudación total de 575,2 millones de euros.



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba